Menú

¿Cómo administrar tu tiempo para trabajar desde casa sin morir en el intento?

Aprende cómo hacer más llevadero el home office con estos consejos.

Publicado en Empleo
Foto de ¿Cómo administrar tu tiempo para trabajar desde casa sin morir en el intento?
Hace ya un tiempo se venía hablando e incluso implementando en trabajo desde casa, también conocido como “home office” o “teletrabajo”; y a pesar de que muchas empresas lo implementaron, otras tantas no le han tenido la confianza suficiente para convertirse en parte de su forma de trabajo.

Pues bien, ante la emergencia mundial, se han visto múltiples cambios en muchas actividades cotidianas, entre ellas el trabajo. 

Para los empleados freelance o los acostumbrados a esta modalidad de trabajo, seguramente esto no es nada nuevo y se encuentran sentados en sus laureles realizando sus actividades como (casi) todos los días, en cambio para los llamados “godínez” que sus actividades laborales implican largas horas de trabajo en una oficina, y largos desplazamientos de su casa a la oficina y de vuelta a casa, es muy probable que esta manera de trabajar los mantiene en constante estrés debido a la falta de costumbre. 

“Además del encierro en el que se encuentran, el estrés de estar en casa con toda la familia y tener que atender a todos, o simplemente el hecho de estar en casa con el ruido de todo el mundo es una buena razón para que cualquier empleado que no esté acostumbrado a realizar sus actividades laborales en casa, tenga el estrés en los cielos”, comento en entrevista telefónica a aprendemas.com María Dolores Centella, psicóloga del trabajo.

“Es verdad que un ambiente laboral puede ser un tanto estresante, pero en realidad esto le da un poco de sabor a nuestros días, ya que desplazarnos hacia el trabajo, la convivencia en este, el ver a diferentes personas, tratar con ellas es importante para cualquier ser humano, ha que recordar que somos seres sociales, y aunque la familia sea uno de los mayores tesoros de todos, es importante también desconectarse en algunos momentos de ella”, puntualizó la especialista Dolores Centella. 

Destacó que “a pesar de esto, trabajar en casa tampoco tiene por qué ser o convertirse en un martirio, pues todo se trata sólo de saber organizarse adecuadamente para sacar a flote el trabajo y tener tiempo para la convivencia y obligaciones del hogar”.

“Para empezar todos tienen la idea de que trabajar en casa es haber terminado los momentos de despertar temprano, no más estrés y poder estar en pijama todo el día, no tener que pedir permiso para salir por un café y poder realizar tareas personales; sin embargo, te empiezas a dar cuenta que los horarios de trabajo empiezan a interferir con la vida personal. Todo se empieza a mezclar hasta el punto en que ya no puedes separar las horas de trabajo de las actividades personales, y terminas trabajando hasta altas horas de la noche porque terminaste con tu día, algo que puede traerte mayores consecuencias, incluso en la salud, así que hay que descartar por completo todo esto y tener bien presente que el trabajo en casa no significa que puedas hacer todo lo que quieres en el momento que deseas, así que se debe establecer un horario como cuando sales a una oficina y cumplirlo por completo”, explicó la psicóloga del trabajo María Dolores.

Ante lo dicho por la especialista te compartimos algunos puntos de cómo debes actuar ante el trabajo en casa, que te ayudarán con la administración y organización de tu tiempo de manera adecuada:

Lo primero que debes hacer, como lo mencionó durante la entrevista la especialista, es determinar un horario, pues a pesar de que en algunos casos pueda ser relajado el trabajo a realizar, no significa que tengas que comenzar hasta medio día. Lo mejor es que si estás a costumbrado a un horario en la oficina tomes en consideración el mismo tiempo en casa con su respectiva pausa para comer, y probablemente una o dos pausas activas para levantarte a estirar las piernas y no te termines entumido en el mismo lugar y posición. 

Resiste la tentación de despertar tarde y todas las distracciones que implican el estar en casa. Además, recuerda que, trabajar a tiempo en las horas correctas te hace sentir como una persona profesional y con una actitud más productiva, también te ayuda a darle prioridad al trabajo y separar tus actividades laborales de la vida del hogar.

Calendarizar el trabajo que estás realizando o tus entregas es otro punto que no puedes dejar pasar, pues de esta manera tendrás el tiempo necesario para enfocarte en este y no tendrás que estar corriendo para la entrega. 

Por otro lado, es importante que te des a la tarea de crear una zona de trabajo en la casa, ya que llevar la laptop en la comodidad de tu cama es una de los hábitos más tóxicos y menos productivos que puedes tener, pues lo creas o no es una trampa y es el primer paso para tener el día menos productivo de trabajo. En cambio, puedes diseñar una esquina de tu casa que sea sólo para el trabajo, integrar una mesa de trabajo, y si no cuentas con una, puedes convertir la mesa del comedor o de la cocina como la nueva oficina durante el día. El punto es estar lejos de la cama o el sofá y dejar la habitación, aunque tengas el más grande deseo de estar ahí.

Se vale que hagas un par de descansos durante tu jornada laboral, pero tampoco seas tan generoso con estos, pues debes dejar bien claro tanto con tu familia como contigo que, los horarios de trabajo son de suma importancia, así que no quieras tomar el descanso del desayuno, comida, del lunch, el café y todos los que se te ocurran, pues después de esto te sentirás desmotivado y no podrás ser tan productivo. 

No olvides dejar en claro a todos los miembros de tu familia que el hecho de que estés trabajando en casa no significa que puedes levantarte a hacer de todo y dejar el trabajo por largas horas, seguramente en este momento será más sencillo que lo comprendan, pues posiblemente varios integrantes de tu familia pueden estar trabajando desde casa, y si ese es el caso, pueden generar un buen ambiente laboral dentro de casa.

Otro punto fundamental es levantarte y arreglarte como si fueras a salir a una oficina, o al menos prepararte para salir, arréglate, no importa que nadie más te vaya a ver.

¡Ojo! Trabajar en casa no significa que debas estar conectado todo el tiempo, así que es importante que finalices tu jornada laboral estando en casa y poner límites; así que respeta tu horario de trabajo y haz que otros lo hagan también (incluido tu jefe), pues como trabajador a distancia, sigues conservando todos tus derechos laborales, entre ellos, tener una vida fuera de la oficina.

Noticia relacionada: ¿Cómo conseguir empleo durante la cuarentena?