Los cinco errores de ortografía más comunes entre los estudiantes

Los cinco errores de ortografía más comunes entre los estudiantes

Aquí unas pautas para no cometer algunos de los errores más comunes al escribir.

La ortografía es el dolor de cabeza de muchos estudiantes. Para algunos, se trata de un conocimiento inútil, ya que da lo mismo omitir una “h” o una mayúscula, si al final esto no altera el mensaje. Sin embargo, las normas de ortografía no se han ideado por capricho, sino que responden a un largo proceso de evolución de la lengua y siempre tienen como objetivo precisar el sentido o el significado de un mensaje.

>>Curso de Ortografía en Bogotá. Matrícula abierta

No es lo mismo decir, por ejemplo, “revolver” que “revólver”. En el primer caso es un verbo, en el segundo alude a una pistola. Tampoco es lo mismo decir “Sirio” que “Cirio”; el primero hace referencia a una nacionalidad, mientras que el segundo es una vela de parafina.

>>Seminario de Redacción y Ortografía para profesionales en Medellín. 18 horas de duración

Para que mejores tu ortografía, esta vez te traemos esos cinco errores que son los más comunes y que denotan falta de conocimiento del idioma.

Haber y A ver

Son palabras con significados completamente diferentes, pero que muy frecuentemente se confunden entre sí. La palabra “Haber” corresponde a un verbo que a veces actúa como auxiliar de otro verbo (“Haber venido a clase”) o que tiene el significado de poseer, ocurrir o existir (“Tiene que haber 30 manzanas en la canasta”, “Haber venido a la reunión”, “Debió haber estudiado”). Este verbo se escribe con “H” y “B”.

La expresión “A ver”, en cambio, equivale a decir “Veamos” o “Veamos qué pasa” (“A ver, te voy a explicar”, “Miremos a ver si vienen”). En este caso, son dos palabras que se escriben por separado, no lleva “H” y el “ver” se escribe con “V”.

Haya, halla y allá

Estas palabras suenan muy parecido y por eso es frecuente que la forma de escribirlas se confunda. “Haya” corresponde al verbo “Haber” y, como vimos en el primer punto, se escribe con “H”, “B” y, en este caso, con “Y” (“Es mentira que haya venido”). Por su parte, “Halla” es una forma del verbo “Hallar”, que significa encontrar y se debe escribir con “Ll” (“Claudia no halla su libro”). Finalmente, la palabra “allá”, que se escribe sin “H” y con “Ll”, indica un lugar (“Allá nos vemos”).

>>Igual te interesa: Curso de Redacción Comercial en Bogotá

Hay y Ahí

En el caso de “Hay”, nuevamente nos encontramos con el verbo “haber” (“Hay 10 alumnos en clase”). En todas sus formas, mantiene la “H” y, en este caso, finaliza con “Y”. La palabra “Ahí” se refiere a la indicación de un lugar. Se escribe sin “h” y termina en “I” latina (“Ahí está lo que me encargaste”).

Por qué y Porque

Cuando estamos haciendo una pregunta, debemos usar “por qué” como dos palabras separadas, en donde el “qué” lleva tilde. Cuando, por el contrario, estamos respondiendo a esa pregunta, o formulando una explicación, debemos utilizar “Porque”, como una palabra unida y sin tilde (“¿Por qué no avanzas en tu trabajo?”, “Porque no tengo tiempo”).

Tu, tú, si y sí

Aunque por regla general las palabras monosílabas no llevan tilde, algunas de ellas aparecen tildadas a veces. La razón de ello es que la tilde es la única manera de diferenciar su significado. Por ejemplo, cuando se utiliza “tú” con tilde, nos estamos refiriendo al pronombre personal ( “Tú eres el único que puede llegar lejos”). Pero si no lleva tilde, esta palabra ya no se refiere a la persona, sino a lo que esa persona posee ( “Tu celular es extraordinario”).

Algo similar ocurre con el “si” sin tilde y el “sí” con tilde. Cuando el “si” no lleva tilde, lo que expresa es que hay una condición para que ocurra algo (“Si no lees el artículo, no corregirás tus errores”). En cambio, cuando “sí” lleva tilde, significa que la respuesta es afirmativa (“Sí. Yo hice el trabajo”).

>>También te puede interesar: Seminario de Redacción eficaz en Bogotá