Cómo mejorar la memoria con lo que comes

Cómo mejorar la memoria con lo que comes

Incluye en tu dieta diaria estos alimentos que ayudarán a mejorar tus habilidades cognitivas y tu enfoque.

Si necesitas mejorar tu memoria no es necesario que acudas a un curso para lograrlo, o de una técnica especializada (aunque si puede funcionarte también); pues la alimentación puede ser una gran ayuda para fortalecer esas neuronas.

Sin duda la memoria es el  pilar fundamental para registrar, almacenar y tener la capacidad de trasmitir todo tipo de información recopilada a corto, mediano y largo plazo a fin hacer más eficiente tu trabajo y vida personal.

>>Te puede interesar: Curso cómo Mejorar la Memoria y Atención Online

Tener buena memoria depende mucho del total de células cerebrales y la conexión entre estas y con tu salud; por lo mismo te dejamos algunos alimentos que debes agregar a tu dieta que ayudaran a tu organismo a mejorar tu rendimiento y afinar las cualidades de la memoria:

El betabel es un vegetal que te ayuda a regular el ritmo cardíaco. Recuerda que toda célula en el cuerpo necesita una provisión continua de oxígeno y nutrientes para permanecer viva y funcionar correctamente, aparte de una buena sesión de ejercicios para que mejore la circulación de la sangre. De este modo puedes asegurar la provisión de nutrientes al cerebro lo que te permite nutrir tus neuronas, pensar y recordar con mayor claridad.

Los ácidos grasos esenciales no son segregados de forma natural en el organismo, por lo que deben ser incorporados mediante la dieta. Estos protegen al cerebro y contribuyen a mantenerlo en buen estado; además, es un tipo de grasa saludable que disminuye la inflamación y mejora la salud del corazón.

Los más importantes son los Omega 3 que se encuentran en alimentos como el salmón, la trucha, sardinas, arenque, semillas de chía, semillas de linaza, la soja y sus derivados; las semillas de calabaza, y los frutos secos.

Los arándanos son un alimento antioxidante altamente recomendados para cuidar el cerebro y la memoria, ya que cuenta con nutrientes que inhiben el daño celular causado por los radicales libres, los cuales son la principal causa del deterioro cognitivo.

Las manzanas tienen una gran aportación para nuestro cuerpo ya que previene problemas cardíacos, fortalece las defensas (principalmente cuando nos resfriamos) y cuenta con gran cantidad de antioxidantes como la queretina que está ligada a la protección de enfermedades neurodegenerativas del cerebro.

En esta lista no puede faltar el chocolate o cacao que tiene una gran cantidad de flavanoles (sustancias químicas que actúan como antioxidantes) que ayudan a mejorar las funciones cognitivas potenciando la concentración y la atención.

Las espinacas son otro vegetal fabuloso gracias a la luteína que ayuda a minimizar los procesos degenerativos del cerebro; además son ricas en ácido fólico que ayuda a mejorar la capacidad del rendimiento mental asociado con la facilidad en el proceso de información.

Las moras y fresas además de tener un sabor bastante agradable son ricas en antioxidantes que ayudan al rendimiento cognitivo.

Las proteína sin grasa para mejorar las habilidades cognitivas gracias a su aporte de vitamina B12, entre estas se encuentran la pechuga de pollo y de pavo, los huevos y la leche baja en grasa.

>>Apúntate: Máster en Nutrición y Dietética Online. Más info aquí:

alimentación aprendizaje dieta memoria nutrición rendimiento