Guía para lograr una entrevista de trabajo exitosa

Las preguntas que debes dominar en una entrevista laboral para que no cunda el pánico

Te dejamos las claves que debes considerar para destacar en la entrevista de trabajo y lograr ser seleccionado.

¿Llegó el momento en el que debes enfrentarte a una entrevista laboral? Este es un momento bastante complicado para algunos aspirantes, incluso puede ponerte los nervios de punta ya que generalmente con el simple hecho de saber que te vas a someter a un sinnúmero de preguntas puede bloquearte hasta el punto de poner en un serio aprieto tus posibilidades para optar al puesto de trabajo que tanto quieres.

>>Interesante: Tecnólogo en gestión de la comunicación digital (ver aquí más información del curso) 

Así que lo mejor es que te prepares para esa tan esperada entrevista con la finalidad de que aprendas qué responder a lo que te preguntan, de esta manera te sentirás más seguro de ti mismo y también tendrás mayores posibilidades.

Antes que nada, es de suma importancia que tengas en consideración que “las preguntas que te realizan dentro de una entrevista laboral no sólo están centradas en tus conocimientos, experiencia y preparación académica, sino que el objetivo principal de esta es conocer tu personalidad y saber cómo puedes enfrentar los retos en el trabajo o para el puesto al que te estas postulando”, dijo en entrevista a aprendemas.com la especialista en psicología laboral Dina Arce.

También indicó que otro de los objetivos de la entrevista laboral es “conocer cómo se relaciona el postulante con la gente y cómo maneja la presión tomando en cuenta el puesto que este desea ocupar”.

>>Para ti: Diplomado de Conceptos estéticos en rehabilitación oral 

Te dejamos las preguntas que debes dominar para salir airoso en tu entrevista laboral:

Lo primero con lo que te encontrarás en la entrevista laboral es que te soliciten que hables sobre tu persona, lo cual no significa sólo ‘romper el hielo’, ya que el trasfondo de esta es conocer qué tienes para ofrecer como empleado a la empresa a la que te estas postulando; así que debes preparar un buen ‘speech’ para que hables sobre tu profesionalismo, cómo trabajas, en qué áreas tienes experiencia y por qué puedes ser un gran elemento; así que deja a un lado hablar sobre tu vida personal, tus gustos personales, y temas que no tienen nada que ver con la entrevista.

>>Para ti: Curso de Psicología – Virtual (pide aquí más información)

La pregunta sobre las virtudes y defectos del candidato es muy habitual y siempre es de las más difíciles de responder. En este caso de los defectos es muy común decir que se es demasiado perfeccionista o exigente, y por ello es una respuesta poco fiable, puesto que se ha convertido en típica, así que lo más recomendable es que transformes un defecto en una oportunidad de mejor profesional; mientras que en las virtudes lo mejor es que aproveches para destacar tu decisión y positividad, además de tu capacidad para resolver problemas.

Cuando te preguntan “¿con qué tipo de jefe te gustaría trabajar?”, lo mejor es que te enfoques en decir que te gustaría trabajar con un líder participativo y democrático y no decir más pues no tienes más información sobre la persona con la que trabajarás.

Otra pregunta que seguro no faltará es “¿qué significa para ti el trabajo?, donde el objetivo principal del reclutador es conocer el orden de prioridades que tienes, así que lo mejor es que comentes que el trabajo tiene que ver con tu realización personal y que al trabajar pones todo tu esfuerzo.

En el caso de que te cuestionen (si es tu caso) sobre “¿por qué no has durado en otros trabajos o por qué te despidieron?», debes ser lo más honesto posible y explicar cómo aprendiste sobre tu experiencia en tu trabajo anterior; y explicar por qué confías en que puedes establecer una relación duradera con esta nueva empresa. Recuerda que el reclutador busca identificar los focos en tu historial laboral y evaluar tu estabilidad y honestidad. ¡Ojo! No se te ocurra culpar a tu ex jefe o la empresa donde laboraste pues eso te dejará bastante mal.

Ahora que, si te preguntan sobre por qué deben contratarte a ti en lugar de otros candidatos, lo mejor es que dejes a un lado tu inseguridad ya que es tu gran oportunidad para venderte y hablar bien de ti mismo destacando tus habilidades, cualidades, competencias y mucho más. Y no olvides mencionar cómo tu potencial ayudará a alcanzar las metas clave de la empresa.

Finalmente, no olvides que uno de los puntos clave es mantener una buena actitud, no tutear al entrevistador si no te lo ha pedido expresamente; aunque te pregunten muchas cosas, no tomes esto como un ataque y te pongas en actitud defensiva; y escuchar atentamente las preguntas que te están realizando para saber qué debes responder y no dar rodeos innecesarios.

Así como mantener contacto visual con tu interlocutor y relacionar siempre las respuestas con el puesto de trabajo al que estas postulándote. ¡Suerte!

Lectura relacionada: Cómo rechazar una oferta de trabajo (de forma diplomática)