El cerebro utiliza el mismo mecanismo tanto para combinar palabras de un solo idioma como de dos idiomas diferentes.

Foto: El cerebro utiliza el mismo mecanismo tanto para combinar palabras de un solo idioma como de dos idiomas diferentes.

¿El tamaño del cerebro importa? Un estudio halla pocas diferencias entre el cerebro del hombre y la mujer

Un reciente estudio de la Universidad Rosalind Franklin asegura que no existe un cerebro masculino y otro femenino, sino que son muy parecidos.

Una nueva investigación viene a desmontar las teorías que abogaban por grandes diferencias entre el cerebro del hombre y el de la mujer. La neurocientífica Lise Eliot, de la Universidad Rosalid Franklin, de Reino Unido, ha dirigido un estudio para llegar a determinar que las pequeñas diferencias entre uno y otro cerebro se orientan, principalmente, en el tamaño

El informe, publicado en la revista Neuroscience and Biobehavioral Reviews, señala que el tamaño es la única diferencia entre el cerebro de un hombre y el de una mujer. El femenino es aproximadamente un 11% más pequeño que el masculino, en proporción al tamaño corporal.

¿El tamaño importa? Sobre el cerebro de las mujeres, de los hombres y viceversa

Los cerebros más pequeños tienen una serie de características como una proporción ligeramente superior de materia gris frente a sustancia blanca, y un mayor número de conexiones en los hemisferios cerebrales y dentro de ellos.

A pesar de estas pequeñas diferencias, los científicos determinan que “ninguna de las diferencias relacionadas con el tamaño puede explicar las diferencias de comportamiento entre hombres y mujeres, como la empatía o las habilidades espaciales. 

>>Recomendado: Cursos de Inteligencia Emocional en el entorno laboral. 

No existe un marcador universal

Las diferencias entre el cerebro masculino y femenino han sido el centro de numerosas investigaciones científicas. Sin embargo, en este estudio se demuestra que no existe un marcador universal que distinga los cerebros de hombres y mujeres.

Si se toma de referencia el volumen de la amígdala, una parte del lóbulo temporal del tamaño de una aceituna que juega un papel clave en los comportamientos socioemocionales, nos damos cuenta que es apenas un 1% mayor en los hombres.

Otros estudios apuntaron en su día que en los hombres cada hemisferio actuaría de forma independiente, mientras que los de las mujeres actuarían de manera más sincronizada, lo que sugería que los hombres son más vulnerables a la discapacidad después de una lesión cerebral como un accidente cerebrovascular. Sin embargo, las investigaciones recientes de la universidad de Rosalid Franklin muestran que estas diferencias son prácticamente insignificantes.

Las teorías de las diferencias de cerebro en función del sexo, y creer que puede existir un cerebro masculino y otro femenino, han tenido fieles seguidores a lo largo de la historia. Pero la verdad es que no hay características cerebrales universales que diferencien el cerebro entre uno y otro sexo. Lo mismo ocurre con otros órganos, como el corazón y los riñones, que son lo suficientemente similares para ser trasplantados con éxito entre hombres y mujeres.  

>>Ver Masters online de Inteligencia Emocional. 

 

Noticia relacionada: Las neuronas que se activan durante el aprendizaje siguen tatuando recuerdos en el cerebro mientras dormimos