Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Tener mucho sexo potencia el cerebro

¿Quieres poner a tono tu mente? Nada como mejorar tu vida sexual para lograr una mejora de tus capacidades.

Publicado en Mundo Educativo
Foto de Tener mucho sexo potencia el cerebro
Una vida sexual activa y plena no sólo afectará a tu humor y productividad en el trabajo, también ayudará a que tu mente trabaje mejor. Así lo ha confirmado una investigación conjunta llevada a cabo por las Universidades de Oxford y Coventry.

Los participantes rellenaron primero un cuestionario sobre su actividad sexual los doce meses precios y la periodicidad de sus encuentros sexuales (nunca, mensuales o semanales), así como otras preguntas sobre sus hábitos vitales y su salud.Después realizaron una serie de test de memoria, atención, capacidad de comprensión del lenguaje, fluidez verbal y habilidad visioespacial.
Las personas con una vida sexual más intensa sobresalieron en los apartados de fluidez verbal y habilidad visioespacial

Las personas con una vida sexual más intensa sobresalieron en los apartados de fluidez verbal y habilidad visioespacial. El típico test de fluidez con el lenguaje incluye ejercicios como nombrar el mayor número de animales posibles y después decir el máximo número de palabras que empiecen por una letra. El rápido cambio de una tarea a otra determina la fluidez con la que el cerebro puede cambiar de registro verbal cuando también necesita involucrar la memoria. El sexo ayuda a mejorar este tipo de ejercicios.

El porqué de esta reacción es una cuestión que el estudio todavía no ha podido despejar. Lo que sí parece claro es que una vida sexual activa ayuda a mejorar el cerebro. Entre los motivos que sí se conocen es que el sexo inunda las vías nerviosas de diferentes sustancias químicas como la dopamina, que impulsan el rendimiento cerebral y en la mejora de ciertas capacides. Esta sustancia también juega un papel importante en los procesos de aprendizaje.


Máster en Sexología Clínica y Terapia de Parejas



Tener sexo con mayor frecuencia incrementa la disponibilidad de dopamina en el cerebro durante los periodos de más actividad, permitiendo la mejora de ciertas habilidades.

Otra alternativa es que el sexo ayude al crecimiento de las neuronas, un proceso conocido como neurogénesis, que es vital para la plasticidad cerebral. Este fenómeno es más propio de los cerebros jóvenes, pero también se da en los adultos.

Por último, el estudio también apunta al papel del sexo como vía de escape para aliviar el estrés, que es uno de los principales enemigos del crecimiento neuronal.

Sea cual sea la respuesta, lo que parece claro es que una cana al aire le sienta bien a nuestro cerebro.

Especialízate en Sexología a Distancia. Rellena el formulario para más información.

Especialista en PNL, gestalt, coaching, AT, psicoanálisis, sistémica, sexología y bioenergética


Te puede interesar:

Mejora la comprensión lectora y el rendimiento académico con el método SQ3R

El repaso espaciado con fichas, un método eficaz de memorización