Menu
¡Llama gratis! 900 831 816

¿Se puede estudiar el ciclo vital de las palabras?

La Universidad de Córdoba investiga cómo se forman las palabras.

Publicado en Idiomas y Comunicación
Foto de ¿Se puede estudiar el ciclo vital de las palabras?
Nacer,  crecer, relacionarse, reproducirse y morir son procesos biológicos que, sorprendentemente, las palabras también podrían experimentar.

En una estudio de la Universidad de Córdoba se enumeran algunas de las cualidades de las palabras: “son flexibles para informar del género, número o tiempo en el que se produce una acción. Algunas interactúan entre ellas, o con alguna de sus partes como si fueran un mecano, para dar lugar a vástagos que definen nuevas realidades”.

>> Quiero estudiar Máster Universitario en Lingüistica Aplicada a la Enseñanza de Español  <<

Un equipo internacional, en el que participa la profesora de la Universidad de Córdoba Carmen Portero,  ha rastreado lo que ocurre en todos los idiomas del mundo y lo que permite que las lenguas sigan vivas.

En la nota se explica que el equipo está estudiando esta materia a partir del modelo Functional Discourse Grammar, en el que se aborda cómo los morfemas -unidad mínima aislable en el análisis morfológico- actúan para crear nuevas palabras en un proceso similar al reciclado, donde se toma una parte útil de otra palabra, su raíz, y, combinándola con otros elementos -por ejemplo, con prefijos y sufijos- da lugar a una nueva (como por ejemplo "renacimiento" o "posmodernismo").

>> Diploma de Especialización en Fundamentos de Pedagogía y Lingüística aplicada para la enseñanza del español L2/le Online <<

En palabras de Portero, este modelo “es la arquitectura que pretende dar a conocer las distinciones funcionales en todas las lenguas. El trabajo es un ejercicio complejo de abstracción. Las lenguas son creaciones humanas y no se dan por sí mismas en la naturaleza”.

Portero explica que la flexibilidad del inglés le permite asimilar palabras nuevas con mucha facilidad y rapidez (por ejemplo, a los usuarios activos de Instagram se les llama instagrammers), lo que a su vez ha repercutido en su empobrecimiento: "El anglosajón era mucho más complejo, pero con el tiempo se ha ido simplificando”. Eso sí, Portero advierte que su “simpleza morfológica contrasta, sin embargo, con la complejidad fonológica. El inglés dispone de doce fonemas vocálicos simples frente a los cinco del castellano”.

El trabajo científico ha aparecido recientemente publicado con el título de Bound lexical formatives: Lexicon, grammar or somewhere in between. An FDG perspective en la revista Linguistics.

>> Curso de Certificado de Especialización en tratamiento de las Macrodestrezas Lingüísticas y La Competencia Estratégica del español Online <<

Noticias relacionadas en aprendemas.com:

¿Ves vídeos con subtítulos? Son más útiles para el aprendizaje de lo que creemos

La Unesco presentará en España un nuevo Atlas de las Lenguas del Mundo