Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Diez claves para hacer una presentación perfecta

Saber contar una buena historia, no excederse en apoyos visuales y conectar con el público son algunos factores que permiten alcanzar el éxito.

Publicado en Empleo
Foto de Diez claves para hacer una presentación perfecta
Los tiempos cambian y no solo en los conocimientos y habilidades que se demandan en los empleados por parte de las empresas, sino también en las formas de comunicación. Las presentaciones no son una excepción. A la hora de presentar la empresa, un producto, servicio… o dar una conferencia, entre otros actos que se realizan en público, hay que tener en cuenta una serie de claves para conseguir hoy en día captar la atención de la audiencia y triunfar. Son pautas que comprenden todo el proceso: desde la preparación hasta la exposición ante el auditorio.

>> Aprende a presentar tus Powerpoint con este curso experto en Madrid

1.- Público: una de las pautas más importantes es conocer al público que se va a tener en la presentación con el fin de adaptar los mensajes y contenidos a ellos y hacerlos más atractivos, aparte de conseguir que no se aburran y mantengan la atención durante todo el acto.

2.- Mensaje: hoy en día hacer la presentación en PowerPoint ya no es suficiente. Debe acompañarse de una historia a través de la que se tiene que transmitir el mensaje central que se va dirigir al público. Esta historia, además, debe estar basada en hechos y relacionada con el objetivo de la exposición. Así es más fácil captar la atención del auditorio.

3.- Emociones y errores: otra buena clave para atraer a la audiencia es no contar solo lo bueno o positivo porque se resta credibilidad a la historia. Y, sobre todo, hay que apelar a las emociones. No hay que olvidar la importancia del marketing sensorial, que está demostrado que funciona. Y, las presentaciones, no son una excepción.

4.- Narrativa: a la hora de difundir el mensaje no solo es importante cómo crearlo, sino también cómo contarlo. La clave en este caso está en una narrativa clara y directa, pero que a su vez involucre a las personas en las explicaciones que se hagan del producto, servicio…

>> Te recomendamos: Curso de Estrategias de Oratoria (18 Horas) en Madrid

5.- Papel: para triunfar con la presentación es de gran ayuda ponerse uno mismo en el lugar del público. Así, es posible comprobar si realmente es interesante tanto el contenido o el mensaje como la forma de narrarlo.

6.- Visual: a pesar de la importancia de la oratoria, las presentaciones también tienen que basarse en apoyos visuales, pero sin excederse porque solo visualizar gráficos o imágenes es muy aburrido. Para ganar en efectividad en este apartado, lo mejor es apoyar cada gráfico con una historia y una buena narrativa.

7.- Imagen: en las preparaciones de las diapositivas o gráficos se deben seguir igualmente una serie de pautas. Una de las más importantes es no emplear tipos de fuente de letra sin serif porque se leen peor, además de ser recomendable no abusar de las mayúsculas y optar por un cuerpo de letra superior a los 18 puntos. El cuanto al color, mejor letras oscuras sobre un fondo claro. No hay que olvidarse de dejar espacios en blanco, encabezar cada diapositiva, poner más de dos líneas en cada bloque de texto o listados con más de tres puntos.

8.- Contacto: en la presentación es fundamental mantener el contacto visual con el auditorio porque así se logra un mayor poder de persuasión y se crea una mayor vinculación con el auditorio. Además, en la medida de lo posible, hay que tratar de interactuar con el público para mantener su atención durante todo el acto.

9.- Gestos: en la exposición se debe cuidar el lenguaje verbal. Nunca es conveniente permanecer estático e inmóvil, siendo lo más recomendable gesticular. La voz es otro instrumento que ayuda a captar la atención del auditorio, que se siente siempre más atraído cuando hay cambios en su modulación. Además, hacer algunas pequeñas pausas es útil para que las personas asimilen el contenido expuesto.

10.- Repetir: al finalizar la exposición no hay que olvidarse de repetir el mensaje central que se quiere transmitir de forma clara y fuerte para que las personas se queden con él. Para lograrlo, es conveniente haberlo lanzado durante la presentación, al menos, dos veces.

¿Quieres superar el miedo a hablar en público? Inscríbete a este curso para solicitar información

Noticias relacionadas

Las grandes diferencias salariales, un problema de pareja