Antes se elige a una persona amable y confiable que a otra con competencias para trabajar en equipo según la Universidad de Binghamton

Antes se elige a una persona amable y confiable que a otra con competencias para trabajar en equipo según la Universidad de Binghamton

El capital humano está por encima de las competencias o buena reputación al formar equipos de trabajo según la Universidad de Binghamton.

Las personas que son amables y que inspiran confianza son las que tienen más probabilidades de ser seleccionadas por las empresas. Por delante, incluso, de aquellas que poseen más habilidades o una mayor reputación personal.

Es una de las principales conclusiones de un estudio reciente de la Universidad de Binghamton (Nueva York). En él se sugiere que, a menudo, las empresas eligen a sus trabajadores porque los demás miembros del equipo se sienten cómodos con ellos.

El capital humano por encima del conocimiento

Según Cynthia Maupin, profesora asistente de comportamiento organizacional y liderazgo en la Escuela de Administración de la Universidad de Binghamton, «la gente puede estar dispuesta a sacrificar un poco en términos de rendimiento para tener una experiencia de equipo realmente positiva».

Maupin y sus compañeros de investigación se centraron en un grupo de estudiantes de MBA para realizar su estudio. Los estudiantes fueron asignados al azar a equipos al comienzo del semestre para trabajar en proyectos y asignaciones de clase.

Y cuando se acercaba el final del semestre, los investigadores pidieron a los estudiantes que formaran sus propios equipos y evaluaran por qué seleccionaron a cada miembro de su grupo.

Los investigadores observaron cómo los estudiantes destacaban la capacidad de hacer bien sus tareas o el grado en el que eran amigables e inspiraban confianza a los demás, a la hora de seleccionar a los miembros de sus grupos.

Y separaron a los estudiantes en dos grupos:
– aquellos que usaban una voz desafiante y se centraba en nuevas ideas y eficiencia.
– aquellos que empleaban una voz de apoyo, es decir, los que se comunicaban de una manera que fortalecía los lazos sociales y la confianza.

Competencia + confianza

Los resultados revelan que las personas que muestran competencias y confiabilidad eran las personas más solicitadas cuando se trataba de formar equipos.

Sin embargo, los estudiantes que solo mostraban capital social a través de una voz de apoyo, eran más buscados que aquellos que solo expresaban su competencia mediante el uso de una voz desafiante.

«Nuestros hallazgos sugieren que cuando las personas sienten que pueden confiar en alguien, incluso si no es necesariamente el mejor trabajador, es más probable que quieran trabajar con esa persona» asegura Maupin. Esto es así porque «saben que es probable que haya menos problemas interpersonales en ese caso».