¿Qué puedo estudiar sin necesidad de Selectividad?

Continuar formándote sin tener aprobada la selectividad es posible. Existen múltiples opciones e incluso algunas de ellas tienen actualmente más salidas laborales que los propios estudios universitarios. Si has suspendido la PAU o has decidido no pasar por los terribles nervios que suponen los exámenes que te dan acceso al mundo universitario, conoce cuáles son tus posibilidades.

Eva del Amo Redacción Aprendemas - 18/06/2012

|
¿Qué puedo estudiar sin necesidad de Selectividad?

El número de aprobados en Selectividad, ahora conocida como Prueba de Acceso a la Universidad, es realmente muy alto. Sin embargo, algunos jóvenes optan por no someterse a la fuerte presión de estas pruebas, que deciden en unas cuantas horas la carrera a la que se puede tener acceso, lo que puede condicionar el resto de una vida.
 
Por otro lado, siempre hay un porcentaje de alumnos que suspende la Selectividad en junio y cuenta con muy pocas posibilidades de hacer la carrera que le gusta examinándose en septiembre. En estos casos, las opciones pasan por perder un curso académico o enfocar la mirada en otros estudios que pueden ser tan atractivos como los universitarios y que, como ventaja significativa, cuentan hoy en día con incluso más posibilidades de inserción laboral. Y en este punto llega la pregunta en cuestión: ¿qué estudios puedo seguir que no requieran el paso de la Selectividad?
 
FP o la vocación por un oficio
 
La mayoría de los alumnos que descartan la realización de la PAU se decantan por los estudios de Formación Profesional, que tienen dos niveles: el grado medio, que permite conseguir un título de técnico, y el Grado Superior, que te da acceso a un título de Técnico Superior.
 
Estos estudios, muy vocacionales, cuentan con una indiscutible ventaja frente a los estudios universitarios hoy en día, como consecuencia de la crisis, y es su alto grado de inserción laboral que presentan sus titulados. El secreto está en la cercanía que estas titulaciones tienen al mundo laboral. La presencia de prácticas obligatorias, ahora establecidas con contrato, hace que muchas compañías prefieran coger a jóvenes formados y especializados antes que a universitarios.
 
La Formación Profesionalreúne a un total de 26 familias profesionales. Actividades Físicas y Deportivas; Agraria; Administración y Gestión; Artes Gráficas; Artes y Artesanías; Comercio y Marketing; Edificación y Obra Civil; Electricidad y Electrónica; Energía y Agua; Fabricación Mecánica; Hostelería y Turismo; Imagen Personal; Imagen y Sonido; Industrias Alimentarias; Industrias Extractivas; Informática y Comunicaciones; Instalación y Mantenimiento; Madera, Mueble y Corcho; Marítimo-Pesquera; Química; Sanidad; Seguridad y Medio Ambiente; Servicios Culturales y a la Comunidad; Textil, Confección y Piel; Transporte y Mantenimiento de Vehículos, y Vidrio y Cerámica.
 
Otra de las ventajas de la Formación Profesional es la posibilidad que ofrece de estudiar a distancia, lo que aporta gran flexibilidad al alumno que no puede desplazarse o que quiere compaginar sus estudios con una actividad laboral.
 
Hay que tener en cuenta, además, que estos estudios permiten el salto al mundo universitario. De hecho, los estudiantes de FP ya pueden presentarse a una fase específica especial, con características similares a la fase específica de los alumnos de Bachillerato.
 
Me gusta el arte
Los estudiantes que se decantan por las Enseñanzas Artísticas pueden escoger entre enseñanzas elementales, enseñanzas artísticas profesionales y enseñanzas artísticas superiores, con las que obtienen el Título Superior de Música, Danza, Arte Dramático o Artes Plásticas y Diseño, y Conservación y Restauración de Bienes Culturales. Estos títulos son equivalentes a los títulos de Grado, pero no requieren el paso por la Universidad. En cambio, proporcionan una formación de calidad, perfecta para quienes quieran enfocar su futuro profesional a disciplinas tan específicas como las relacionadas con el mundo artístico.
 
Su valor añadido consiste en que ofrecen una formación con los conocimientos científicos, tecnológicos y los procedimientos técnicos especializados desde un enfoque teórico-práctico adecuado no sólo a los requerimientos del sector productivo, sino al enriquecimiento y preservación del patrimonio artístico y cultural.
 
Quiero probar suerte con el deporte
Por el contrario, quienes vean su futuro profesional ligado al mundo del deporte, pueden optar por las enseñanzas deportivas de grado superior, perfectas para dedicarse al entrenamiento, dirección de equipos y deportistas de alto rendimiento deportivo, y conducción por itinerarios con altos niveles de dificultad en las diferentes modalidades y especialidades deportivas.
 
Las enseñanzas deportivas de grado superior están organizadas en un solo ciclo, que se estructura en un bloque común (formado por los módulos comunes a todas las modalidades o especialidades deportivas) y un bloque específico (formado por los módulos específicos a la modalidad o especialidad, el módulo de formación práctica y el módulo del proyecto final). Los alumnos pueden escoger entre judo y defensa personal, vela, hípica, deportes de montaña y escalada, deportes de invierno, fútbol y fútbol sala, atletismo, balonmano, baloncesto y salvamento y socorrismo.
 
¿Y si estudio idiomas?
El estudio de idiomas siempre se ha considerado un complemento más a otros estudios. Sin embargo, las personas que dominan dos o más idiomas están encontrando grandes oportunidades de inserción laboral actualmente. Si tienes claro que quieres aprender idiomas, una excelente opción son las Escuelas Oficiales de Idiomas, con las que el Ministerio de Educación y las diferentes Administraciones Educativas ofrecen la posibilidad de aprender una gran variedad de lenguas extranjeras.
 
En las Escuelas Oficiales de Idiomas se imparten las lenguas oficiales y cooficiales del estado español, además de alemán, árabe, chino, danés, finés, francés, griego, inglés, irlandés, italiano, japonés, neerlandés, portugués, rumano, ruso, y sueco. El Ministerio de Educación resalta el interés de las lenguas europeas y de los idiomas árabe, chino y japonés. Estas enseñanzas se ofrecen desde el nivel A2 al nivel C2 y con fines tanto genéricos como específicos.
 
Por otro lado,las Escuelas Oficiales de Idiomas permiten el estudio a cualquier persona que haya cumplido los 16 años al comienzo de los estudios, o bien a los mayores de 14 que quieran seguir las enseñanzas de un idioma diferente al cursado en la ESO. Se puede estudiar tanto presencialmente, con la asistencia a clase a lo largo de un curso académico, como a distancia o bajo la modalidad libre, que da derecho exclusivamente a la realización de las pruebas oficiales para la obtención de los certificados de los diferentes niveles. Asimismo, las Escuelas Oficiales de Idiomas pueden impartir cursos especializados para el perfeccionamiento de determinadas competencias, en todos los niveles.

[Seguir leyendo
Otras opciones de estudios superiores sin Selectividad]