Estudiante senior de oposiciones en la biblioteca.

Foto: Estudiante senior de oposiciones en la biblioteca.

Estudiar una oposición con más de 40 años: merece la pena

Estudiar una oposición con más de 40 años es posible con constancia, esfuerzo, organización y una dosis extra de autoconfianza.

En un mercado laboral incierto son cada vez más las personas que deciden pegar un cambio de rumbo en su carrera profesional, ya que siempre hay tiempo para enfocar tu futuro desde otra perspectiva. La oferta de empleo público ofrece estabilidad y buenas condiciones, tanto salariales como laborales. Estudiar una oposición con más de 40 es para muchos una locura, pero con esfuerzo, ganas, constancia, organización y autoconfianza tienes la mitad del camino recorrido.

A tu favor tienes que, a cierta edad, ya sabes lo que quieres y tienes experiencia. Quizá haga tiempo que no coges un libro, pero tu empeño puede hacer que consigas llegar a tu meta con éxito. No te dejes llevar por la presión social de quienes te hagan dudar por tu edad.

>> Quiero estudiar unas Oposiciones a Auxiliar Administrativo. Ver opciones.

Una reflexión previa

Opositar habiendo cumplido los 40 años exige una reflexión previa acerca del tiempo que tienes disponible para estudiar. Cuando se es joven no existen las cargas que puede tener una persona a cierta edad, tanto familiares como quizá laborales.

La otra cuestión que debes plantearte es a qué oposición te interesa presentarte y su dificultad. No te llevará el mismo tiempo y el mismo esfuerzo estudiar una muy exigente que otra con un temario más reducido. Asimismo, existen oposiciones muy concurridas, mientras que a otras no se presentan tantas personas.

No debes olvidar que algunas oposiciones, como las de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, pueden tener una limitación de edad. El número de plazas ofertadas y las características propias de la oposición te permitirán decidir si es el momento de dar el paso.

¿Tienes buena organización y cuentas con apoyo?

Para estudiar una oposición a partir de los 40 años la organización es una de las claves del éxito. Necesitarás tener una planificación previa y cumplirla a rajatabla para no perder la motivación.

Lo ideal es tener una red de apoyo que te ayude a tener tiempo de estudio y un lugar habilitado para estudiar con las mínimas distracciones. El apoyo y un lugar de estudio silencioso y específico para esta tarea te hará más fácil el camino.

Un horario de estudio realista

Cuando hagas la planificación de estudio debes proponerte un horario realista y jornadas que incluyan tiempos de descanso. Es posible que necesites más repasos si tienes olvidado tu hábito de estudio, pero recuerda que esto es algo que haces por ti, no tienes que demostrar nada a nadie.

Te convendrá repasar técnicas de estudio antes de ponerte con el temario, ya que lograrás optimizar el tiempo que pases delante de tus apuntes.

>> Ver Cursos de Oposiciones a Correos.

¿Por tu cuenta o con ayuda?

En el caso de los opositores mayores de 40 años, pedir ayuda siempre es una buena idea. Puedes contar con un preparador o apuntarte a una academia. En ambos casos puedes conseguir un extra de motivación que te permita llevar un buen ritmo de estudio, y te aportará más confianza el hecho de haber preparado específicamente las pruebas.

En cualquier caso, decidas lo que decidas, no olvides mantenerte firme y hacer oídos sordos a quien te intente convencer de que opositar no es una buena idea. Luchar por un objetivo no tiene edad.

>> Me gustaría Opositar a Maestro de Educación Primaria. Ver cursos de Oposiciones.

40 años edad empleo público oposiciones