Menu
¡Llama gratis! 900 831 816

Mucho más que libros y no sólo para ratones de biblioteca

Con motivo del Día de la Biblioteca recordamos los servicios y recursos, desde préstamo de libros, CD y DVD, conexión a Internet, grupos de lectura o salas de estudio.

Publicado en Mundo Educativo
Foto de Mucho más que libros y no sólo para ratones de biblioteca
La biblioteca tiene también un día propio: el 24 de octubre. El Día de la Biblioteca fue instaurado en 1997 por la Asociación Española de Amigos del Libro Infantil y Juvenil, con el apoyo del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, en recuerdo de la destrucción de la Biblioteca de Sarajevo incendiada durante la Guerra de los Balcanes en 1992.

Para muchos, la biblioteca es solo un lugar donde consultar y pedir préstamos de libros y al que acudir para estudiar en épocas de exámenes cuando uno no puede concentrarse en casa. Sin embargo, ofrece mucho más que eso.

En este espacio hay información disponible sobre diversidad de temáticas que puede ser de utilidad para personas de cualquier edad, desde niños, que podrán aprender a encontrar respuestas a sus preguntas investigando por su cuenta, hasta adultos que quieran profundizar sobre los temas que más les interesan. Incluso en los casos de personas ciegas o con dificultades para leer la biblioteca puede ofrecerles opciones adaptadas de lectura.

>>Ver curso de Técnicas de Estudio

Por supuesto, las bibliotecas siguen prestando libros, pero ya no solo en formato físico sino también electrónico para leer desde un ordenador, Tablet o eReader. De hecho, la biblioteca ha pasado a ser una zona multimedia que alberga información en diferentes formatos. Más allá de los libros, se pueden encontrar películas en DVD, CD de música, revistas, periódicos e incluso juegos.

Los usuarios también pueden acudir a una biblioteca para conectarse a Internet de forma gratuita, mostrando el carné de la biblioteca, o pagando por periodos de tiempo determinado, o asistir a clases online sobre diferentes temáticas.

Además, algunas bibliotecas organizan sesiones de lectura de grupo dirigidas y forman grupos para aprender idiomas, artesanía, arte, producción de libros e informática, entre otras actividades. En ocasiones, las bibliotecas llegan a convertirse en el lugar de charlas o seminarios, generalmente gratuitos, para conocer algún tema más en profundidad.

A las bibliotecas también pueden acudir las personas que tengan pensado emprender un negocio o que lo acaben de poner en marcha. Allí podrán encontrar información sobre cómo empezar una nueva empresa o cómo gestionarla, además de asistir a cursos sobre asuntos de pequeñas empresas. Algunas bibliotecas alquilan incluso espacio de oficinas por horas y muchas de ellas ofrecen servicios de impresión, fax y bases de datos.

>>Quiero prepararme las OPOSICIONES A BIBLIOTECAS. Ver formación


Cómo funciona una biblioteca


Para poder tener a acceso a los servicios y recursos de una biblioteca, lo primero de todo es hacerse un carné gratuito que dan in situ. En caso de perder esa tarjeta, es importante comunicarlo al personal de la biblioteca lo antes posible para que desactiven ese número de tarjeta y dar una de reemplazo, de forma que ya nadie pueda usar el carné antiguo.

A la hora de solicitar los préstamos, hay que tener en cuenta el límite establecido de artículos que se pueden pedir a la vez en cada biblioteca. En el caso de los ebooks, el usuario solo tiene que introducir su número de la biblioteca y contraseña en el sistema informático de su biblioteca, trámite que se puede hacer desde cualquier lugar con acceso a Internet.

Cuando el artículo prestado no se devuelve dentro del plazo fijado, ni tampoco se ha solicitado la ampliación del mismo, la biblioteca podrá hacer un cargo por demora que suele consistir en dos días sin pedir préstamos por cada día de retraso.

Además, los usuarios pueden tener la posibilidad de realizar suscripciones online, que suelen ser de pago, para asegurarse el acceso a las lecturas favoritas de cada uno (periódicos, revistas, informes, folletos, legislación,…).

En caso de no encontrar el título deseado en una biblioteca específica, a través del sistema informático de ese centro se puede hacer una búsqueda online en todas las bibliotecas de la red de tu ciudad para comprobar su disponibilidad en alguna de ellas. Si no estuviese incluido en el catálogo el título en cuestión, se puede preguntar al bibliotecario sobre la posibilidad de obtenerlo y de introducirlo en una lista de solicitudes, en caso de haberla.

Pero quien quiera involucrarse por completo en la labor que realizan las bibliotecas puede ofrecerse como voluntario y conocer esta institución desde dentro.

"Cultura inquieta". Homenaje a las Bibliotecas. Por la Biblioteca de Mota del Cuervo (Cuenca):



Conoce todos los detalles del Máster en Técnicas de Tratamiento de la Documentación y Gestión de Archivos en el siguiente formulario:

Técnicas de tratamiento de la documentación y gestión de archivos