Menu
¡Llama gratis! 900 831 816

Chuletas en los exámenes: ¿realmente son eficaces para aprobar?

Muchos estudiantes recurren a diferentes técnicas para hacer chuletas, cada vez más sofisticadas, en las que el móvil es un aliado.

Publicado en Mundo Educativo
Foto de Chuletas en los exámenes: ¿realmente son eficaces para aprobar?
Hacer chuletas para los exámenes es una práctica que tiene lugar desde siempre. Hay mucho ingenio y astucia detrás de la forma en la que algunos alumnos elaboran las chuletas e intentan disimular delante del profesor para que no les pille in fraganti cuando están copiando.

Los profesores piensan que actualmente se usan más chuletas que antes, en parte, debido a que los jóvenes de ahora no tienen cultura del esfuerzo, el cual, junto con la motivación son imprescindibles para estudiar.

>>Te puede interesar: Curso para aprender a estudiar. Técnicas de estudio

¿Las chuletas te ayudan a aprobar?


Los expertos consultados por aprendemas señalan que la mayoría de los alumnos que defienden el uso de chuletas como forma de aprobar los exámenes suelen argumentar que las necesitan porque el temario es demasiado extenso para poder memorizarlo y, como suelen decir, “total, luego se olvida todo después del examen, ¿para qué esforzarse?”. De hecho, los estudiantes que copian suelen ser personas inseguras que creen que no aprobarían por sus propios medios sin necesidad de una ayuda externa.

Además, los expertos afirman que los alumnos que copian en los exámenes reducen su ansiedad antes del mismo porque tener una chuleta a mano les aporta seguridad. Sin embargo, la ansiedad se incrementa en el momento de copiar por el miedo a ser descubierto.

Algunos consideran que las “chuletas” son un método demasiado arriesgado para aprobar, ya que puede llegar a ser el camino más directo al suspenso. En lugar de dedicar tiempo a hacer una chuleta, proponen a los estudiantes que intenten agilizar la memoria. Para ello, se puede empezar por mantener la atención y la concentración en lo que se está memorizando teniendo pensamientos positivos del estilo “esto es interesante”.

Favorece el aprendizaje estudiar en un ambiente tranquilo y sin ruidos, además de comprender lo que se está leyendo. Hacer resúmenes y esquemas también ayuda a memorizar, así como realizar asociaciones cuando queremos aprender palabras que nos resultan difíciles, usar reglas mnemotécnicas y agrupar conocimientos en categorías.

>>Ver curso online de Técnicas de Estudio

Técnicas para hacer chuletas


Pero, ¿cuáles son las técnicas más utilizadas y efectiva, aunque también las más conocidas por los profesores?

Uno de los métodos más efectivos para copiar en los exámenes consiste en usar un bolígrafo Bic, el cual tiene un cilindro transparente dentro del cual cabe una chuleta bien enrollada o sobre el que se pueden escribir anotaciones con un alfiler.

Otras formas típicas de intentar camuflar una chuleta ante los ojos del maestro consisten en escribirla en la cara interna de un pañuelo de papel, ocultarla en la tapa de una calculadora, esconderla bajo la manga enganchada a una goma elástica, clavarla con una chincheta debajo de la mesa de clase, pegarla al envase de bebida que se tenga sobre la mesa o adherirla con cinta adhesiva a la camiseta o falda que lleves puesto. Y los más arriesgados se atreven a hacer el cambiazo cuando el profesor no les mira, pero cuidado con los folios que se usan porque te pueden delatar si son diferentes a los que se reparten el día del examen.

Las nuevas tecnologías han hecho que evolucionen los tipos de chuletas, y ahora el móvil se ha convertido en un aliado a la hora de copiar en los exámenes. Por ejemplo, algunos guardan las chuletas en su smartphone. Los que durante el examen cuentan con ayuda externa suelen hacerlo usando un pinganillo para comunicarse por teléfono con la persona que se encuentra fuera del aula dictándole las respuestas del examen. Si el presupuesto no les llega para el pinganillo suelen recurrir a las cámaras digitales o al bluetooth, o simplemente a mandarse las preguntas y respuestas a través de WhatsApp.

Algunos centros universitarios que están al tanto de estas “chuletas tecnológicas” ya han tomado medidas como la instalación de detectores de telecomunicaciones, inhibidores de frecuencia o localizadores de bluetooth para imposibilitar el uso del móvil durante los exámenes.

Pero imagínate que fuesen los padres quienes entregasen las chuletas a los hijos. Pues eso ya ha pasado en la India. El pasado año diversos medios de comunicación mostraban cómo decenas de padres trepaban las paredes de los centros de exámenes de Bihar (India) para lanzar desde la ventana aviones de papel que contenían las respuestas del examen que necesitaban sus hijos para superar las pruebas de la escuela secundaria. Ver para creer:



>>Ver Clases Particulares de Idiomas en Madrid

>>Ver Clases Particulares de Inglés con Profesores Nativos