Menú
¡Llama gratis! 900 831 816

Universidades privadas: gana la opción “práctica”

Actualmente más del 8% de los alumnos universitarios en España realizan sus estudios en una institución privada. Un contacto más cercano con el mundo empresarial, buenos medios tecnológicos e instalaciones para el estudio, la falta de masificación en

Publicado en Histórico Reportajes
Foto de Universidades privadas: gana la opción “práctica”
Estudiantes-grado-INE

Aunque las últimas cifras aportadas por la Conferencia de Rectores Españoles (CRUE) indicaban un inquietante descenso de universitarios en nuestro país, debido esencialmente a la caída demográfica que viene sufriendo España durante los últimos años, lo cierto es que al igual que en el caso de las universidades públicas, las instituciones privadas no dejan de aumentar en número y ya son nada menos que 21 las que operan legalmente a lo largo y ancho del territorio nacional.


Actualmente, alrededor del 8% de los estudiantes universitarios españoles cursan sus estudios en una universidad privada, motivados principalmente por la flexibilidad de las normas en cuanto a planes de estudio se refiere, unos programas más cercanos a la demanda real del mercado de trabajo y el carácter más práctico de sus estudios, gracias a los más modernos avances tecnológicos y medios puestos a disposición de los alumnos.


Por el contrario, en el debe de esta opción se encuentra la carestía económica de las matrículas de los centros privados, poco accesibles para las familias de muchos estudiantes. No obstante, las universidades privadas ofertan cada vez más becas y ayudas económicas, particularmente créditos en condiciones preferentes, todo lo cual supone rebajar ostensiblemente e incluso de forma completa el precio de la inscripción en sus Facultades, facilitando así el ingreso a las aulas de mayor número de estudiantes aunque sin llegar a los niveles de masificación de las universidades públicas.


Asimismo las privadas ofertan un gran número de títulos muy cercanos al mundo empresarial e internacional, y cuentan en muchos casos con profesorado compuesto por profesionales en activo que le dan a los programas un enfoque más práctico y cercano al mundo empresarial. Este último aspecto es importante porque las universidades privadas cuentan con convenios con empresas para facilitar el acceso a un empleo de sus estudiantes. Está más que comprobado que los alumnos que terminan una carrera universitaria sin haber realizado prácticas a lo largo de la misma, tienen muchas más dificultades para encontrar un trabajo que aquellos otros que sí han podido rodarse laboralmente en empresas durante sus estudios universitarios.


Entre las universidades privadas se encuentran por una parte las que se han creado con acuerdos específicos con la Iglesia Católica, como la de Deusto(la más antigua, creada en 1886), Navarra, Pontificia Comillas, Pontificia de Salamanca, Católica de Ávila o la Católica San Antonio de Murcia, y aquellas otras que han nacido fruto de la iniciativa empresarial, como la Europea de Madrid, Alfonso X el Sabio, Camilo José Cela, Antonio de Nebrija, Europea Miguel de Cervantes de Valladolid, Internacional del Catalunya, Ramón Lull, Abat Oliba CEU de Barcelona, Mondragón, SEK de Segovia, San Pablo CEU de Madrid, Cardenal Herrera CEU de Valencia, Francisco de Vitoria y Vic.Y también tenemos el caso singular de laUniversidad Oberta de Catalunya, una institución de iniciativa mixta, pública y privada, que imparte su enseñanza exclusivamente a través de Internet.


Pero también se pueden estudiar carreras universitarias y titulaciones propias en centros privados adscritos a universidades públicas o fundaciones de carácter universitario. Entre los centros adscritos más destacados se encuentran, el Colegio Universitario María Cristina del Escorial, Centro Universitario Villanuevao el Colegio Universitario Cardenal Cisneros, adscritos a la Universidad Complutense, el Centro de Enseñanza Superior CEU – Arquitectura (Politécnica de Madrid), el Centro Universitario ESIC (Universidad Rey Juan Carlos de Madrid y Miguel Hernández de Elche), Centro de Enseñanza Superior Luis Vives(Universidad de Alcalá), Centro Cardenal Spínola(U. de Sevilla); Centro Español de Nuevas Profesiones(U. A Coruña, UNED), Enginyeria i Arquitectura La Salle(Universidad Ramón Llull), ESADE, ETEA Fundación Blanquerna(Universidad Ramón Llull), o Florida Universitaria(Universidad de Valencia), entre otros muchos.

Amplia oferta de estudios
Como ya se ha apuntado, si algo caracteriza a los estudios impartidos por las universidades privadas es su orientación internacional, el marcado carácter práctico gracias al mayor contacto con el mundo de la Empresa y el amplio abanico de posibilidades que ofrecen las numerosas dobles titulaciones que se ofertan en los centros. Muchas de estas universidades, además de contar con las carreras convencionales que se pueden estudiar en las universidades públicas, disponen de programas o titulaciones propias internacionales que permiten a los alumnos realizar determinados periodos de estudio en universidades de EE.UU., Europa, Canadá o en países de Latinoamérica. Además, su estrecho contacto con las más importantes empresas españolas e internacionales, permite a los alumnos contar con el trampolín que suponen las prácticas en compañías que les acercan día a día a la realidad del mundo laboral, conjugando así teoría académica con práctica en el corazón de las empresas e instituciones con las que se han firmado convenios de colaboración.


Mención aparte merece el apartado de las dobles titulaciones, que también pueden estudiarse en algunas universidades públicas aunque haya más oferta en las privadas, pioneras en este tipo de estudios. Cada vez son más las universidades que incluyen en sus planes de estudios la posibilidad de que los alumnos puedan obtener dos títulos por tan sólo uno o dos años más de esfuerzo. Estos estudios se realizan siempre entre materias que en la vida laboral pueden tener mucho en común. Por ejemplo Derecho y Economía o Administración de Empresas, que son las combinaciones que más oferta y demanda tienen en las universidades españolas a la hora de realizar una doble titulación. En el campo de las Ciencias de la Información también se permite la obtención de títulos conjuntos con carreras como Periodismo, Publicidad y Relaciones Públicas, así como en otros sectores como los idiomas y Turismo o Ciencias Empresariales compaginada con algunas Ingenierías, entre otros.


Así, la Universidad Europea de Madrid, CEES, compagina el título de licenciado en Administración y Dirección de Empresas con los de Derecho, Publicidad y Relaciones Públicas, Economía, Ingeniería de Telecomunicaciones, ingeniería informática e Ingeniería Industrial, además de compaginar Bellas Artes con Arquitectura y Publicidad y Relaciones Públicas o Ingeniería Industrial con Ciencias Ambientales, Ciencias de la Actividad Física con Fisioterapia y Terapia ocupacional con Fisioterapia.


La Universidad Antonio de Nebrijacuenta con varios programas de dobles titulaciones, entre los que destacan las licenciaturas de Derecho más ADE, Periodismo más Comunicación Audiovisual, Publicidad y Relaciones Públicas más Comunicación Audiovisual, o Administración y Dirección de Empresas con Publicidad y Relaciones Públicas. Para el resto se conjuntan licenciaturas con diplomaturas: Filología Inglesa con Turismo, ADE y Turismo o ADE con Investigación y Técnicas de Mercado.


La Universidad Católica de San Antoniounifica las licenciaturas de Periodismo y Comunicación Audiovisual, Periodismo y Publicidad y Relaciones Públicas, Comunicación Audiovisual yPublicidad y Relaciones Públicas, y conjunta las licenciaturas de Antropología Social y Cultural y Publicidad y Relaciones Públicas con las diplomaturas Enfermería y Turismo, respectivamente.


La San Pablo CEUo la Universidad Internacional de Catalunya combinan hasta diez titulaciones entre licenciaturas, licenciaturas con diplomaturas y diplomaturas entre sí; El CEU Abat Olibay la Universidad Pontificia Comillas de Madrid ofertan la doble licenciatura en Derecho y Administración y Dirección de Empresas; La Universidad de Navarracinco licenciaturas; la Universidad Católica de Ávila cuatro titulaciones; la Alfonso X el Sabio de Madrid, seis; la Camilo José Cela de Madrid, tres; la Universidad Pontificia de Salamanca, dos o la Ramón Llullofrece hasta cuatro combinaciones. Y así un largo etcétera de opciones que permiten a las universidades privadas ampliar una oferta de estudios para los alumnos con más ganas y capacidad de trabajo, que tendrán posteriormente más fácil el acceso al mercado laboral una vez concluidos sus estudios universitarios.


Y para los que, ya concluidos los estudios superiores, quieren seguir ampliando su expediente académico, es oportuno destacar los esfuerzos que en los últimos años han hecho algunas de estas instituciones privadas superiores por incorporar una interesante oferta de programas de postgrado. En este aspecto tenemos ejemplos destacados como la Universidad Pontificia de Comillas en Madrid-ICADE con varios másters especializados que se cuentan entre los más prestigiosos de España, o como la Universidad de Navarra particularmente destacada en periodismo y comunicación, así como, en investigación médica y arquitectura, entre otras disciplinas. Y no podíamos dejar de mencionar los estudios superiores más avanzados, los doctorados, en los que algunas universidades privadas han dirigido parte de sus esfuerzos como medio para elevar su nivel académico y prestigio. La Universidad Pontificia de Comillas y la Universidad de Navarra son desde hace décadas muy destacadas en tal aspecto. La institución navarra contó el curso pasado con casi 1.200 doctorandos. No obstante, también hay otras instituciones como la Universidad Ramón Llull o Universidad Europea de Madrid que también disponen en estos momentos de una oferta muy interesante, con excelentes medios humanos y materiales para realizar estudios tan exigentes.


Pruebas de admisión
Debido al número limitado y menor de plazas de las universidades privadas respecto a las públicas, los centros privados cuentan con sus propios procesos de selección de candidatos. En términos generales, los alumnos deben haber aprobado previamente el examen de selectividad y hacer una reserva de plaza en la universidad elegida para posteriormente realizar los exámenes de acceso propios de cada centro. Además, las privadas también tendrán en cuenta a la hora de seleccionar nuevo alumnos el expediente académico de los mismos y otras pruebas generales como test psicotécnicos, entrevistas personales o pruebas de cultura general. No se trata de pruebas excesivamente duras pero los alumnos deben superarlas si desean iniciar su etapa universitaria en una privada sin necesidad de tener que rebasar las notas de corte propias de las públicas. Las solicitudes de plazas y las pruebas de admisión suelen realizarse durante los meses previos al inicio del curso académico.


Por ejemplo, en la Universidad San Pablo CEU de Madrid se ha de presentar la solicitud antes del 1 de julio para posteriormente realizar un test psicotécnico, una prueba específica según la titulación que se va a cursar y una entrevista personal. Por su parte esta universidad tendrá muy en cuenta las notas que el alumno haya obtenido en Secundaria o Formación Profesional 2 junto con las pruebas de admisión.


La Universidad Pontificia Comillasde Madrid tiene un proceso de selección diferente para cada carrera universitaria. Los alumnos que deseen cursar estudios en las Facultades de Derecho o Ciencias Económicas y Empresariales, por ejemplo, deben superar unos exámenes escritos sobre lengua y literatura, historia, matemáticas, actualidad y cultura, prueba psicométrica, inglés y redacción. Parecido es el proceso para cursar Ingenierías informáticas o industriales, en las que se incluyen pruebas de física, matemáticas, test psicométricos o inglés. Para las carreras de Ciencias Sociales se ha de superar una entrevista personal y una prueba de comprensión, aunque para las carreras de Traducción e Interpretación se realizan pruebas escritas tipo test y una parte oral en distintos idiomas.


También en Madrid, comunidad autónoma donde se concentra el mayor número de universidades privadas, la Francisco de Vitoriaopta por las pruebas psicotécnicas generales, otras específicas según la carrera que se va a cursar y otra de inglés. En la prueba de idioma, si no se tiene el mínimo nivel exigido, esta universidad debe cursar un programa intensivo del idioma antes del inicio de las clases para tener opciones de matricularse.

Precios de matrícula y ayudas


Siempre se ha dicho que el acceso a las universidades privadas sólo está permitido a las clases sociales que alto poder adquisitivo. Lo cierto es que los precios de matrícula son más elevados que en las universidades públicas, aunque los centros privados disponen de numerosas opciones de financiación como becas de estudio, prácticas laborales y de investigación además de mantener acuerdos con entidades bancarias que ofrecen créditos a un interés razonablemente bajo.


Los precios de matrícula son muy variados porque cada institución marca sus propias tasas de matrícula para cada una de sus titulaciones. Puede afirmarse que el precio medio de un curso académico en una universidad privada española ronda los 6.000 euros, aunque hay titulaciones que están muy por debajo de esa cifra y otras sensiblemente por encima. Por supuesto, las dobles titulaciones son cuestión aparte aunque nunca alcanzan la suma de las tasas de las dos carreras, y su precio medio se encuentra entre los 5.000 y los 8.000 euros, dependiendo de la universidad y de la combinación de carreras elegida.


En cuanto a la matrícula ordinaria, por ejemplo la Universidad Abat Olibade Barcelona mantiene un precio de matrícula unitario para todas sus titulaciones de 6.300 euros, mientras que las carreras que pueden cursarse en la Alfonso X el Sabiode Madrid, tienen un coste de entre 5.200 y 9.300 euros de matrícula que cuesta su titulación de Veterinaria, la más cara en esta universidad. Los precios de la Universidad de Vicgiran en torno a una media de 3.500 euros al igual que los de la Católica de San Antonio, la Universidad de Mondragón, la Pontificia de Salamanca o la Universidad de Deusto, aunque como característica común en todas ellas destaca la gran diversidad de precios de matrícula según las titulaciones ofertadas.


No obstante los propios centros facilitan la financiación de los estudios que imparten a través de convenios con bancos que ofrecen créditos para los alumnos a bajo interés. Muchas entidades financieras, por su parte, ofertan préstamos o créditos para estudios universitarios abiertos a cualquier universitario interesado. Por lo general, este tipo de producto financiero cubre el importe total de la matrícula los años que duren los estudios (3, 4 ó 5 años), con un tipo de interés variable, -medio, uno o dos puntos por encima del Euribor-, a devolver en 6, 8 ó 10 años. El estudiante (o su familia) pagarán cuotas mensuales durante y hasta varios años después de terminados los estudios. Lo normal es que incluya comisión de apertura (0,5-1%) y gastos de cancelación y amortización (1%). Interesante es que se ofrezca la posibilidad de diferir el pago del principal los años que oficialmente duren los estudios (con período de carencia; sólo se pagarían los intereses), iniciándose por tanto la devolución del principal a partir de la conclusión de los estudios. Paralelamente, existen otros créditos que cubren específicamente los gastos de residencia y manutención.


Tenemos, por último, algunas universidades privadas que conceden ayudas al estudio a través de becas, independientemente de las que el propio alumno puede solicitar al Ministerio de Educacióno a la Comunidad autónoma en que se ubica cada universidad. Así, por ejemplo, y entre otras instituciones educativas, la Universidad Cardenal Herrera CEUde Valencia ofrece a través de su Fundación becas de estudio en diversas modalidades, como el Departamento de Ayuda Universitaria de la Universidad de Deusto, que en este caso se completan con un sistema de créditos educativos. La Universidad Pontificia de Salamancacuenta con las becas que ofrece el Fondo Social de esta universidad. La Europea Miguel de Cervantes de Valladolidoferta un programa de becas a través de su Fundación para las familias de menor renta donde prima la excelencia académica. La Universidad de Navarrapuso en marcha el pasado año el programa de becas denominado Alumni Navarrenses, una iniciativa de su Asociación de Antiguos Alumnos, que concede ayudas económicas para la matrícula e incluso alojamiento y manutención de alumnos con problemas financieros. La Universidad Europea de Madrid dispone del Programa Estudio – Trabajo, que permite a algunos alumnos compaginar sus estudios con un trabajo remunerado en cualquiera de los departamentos de esta universidad al igual que ocurre en la Antonio de Nebrija, mientras que la Universidad Camilo José Cela concede Becas de Excelencia Académica hasta la totalidad de la matrícula para estudiantes de Bachillerato con un buen expediente académico.



. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .



Enlaces de interés:


Universidad Abat Oliba CEU


Universidad Alfonso X El Sabio


Universidad Antonio de Nebrija


Universidad Camilo José Cela


Universidad Cardenal Herrera CEU


Universidad Católica de Ávila


Universidad Católica de San Antonio


Universidad de Deusto


Universidad Europea de Madrid


Universidad Europea Miguel de Cervantes


Universidad Francisco de Vitoria


Universidad Internacional de Catalunya


Universidad de Mondragón


Universidad de Navarra


Universidad Oberta de Catalunya


Universidad Pontificia Comillas


Universidad Pontificia de Salamanca


Universidad Ramón Llull


Universidad San Pablo CEU


Universidad SEK de Segovia


Universidad de Vic


Contenidos relacionados en Aprendemas.com :


La Universidad Española en 2004: Datos e Ideas


Una mirada a Bolonia a las puertas del 2004


La calidad y financiación en la Universidad a debate