Menú
¡Llama gratis! 900 264 357

Prueba de Acceso a la Universidad 2011: Resuelve tus dudas

En la vida de todo estudiante con interés en los estudios universitarios llega uno de los momentos más temidos: la realización de las pruebas que permitirán el tan ansiado acceso a la titulación deseada. La antigua Selectividad, hoy llamada Prueba de

Publicado en Histórico Reportajes
Foto de Prueba de Acceso a la Universidad 2011: Resuelve tus dudas
Estudiantes-grado-INELa Prueba de Acceso a la Universidad sirve para confirmar, independientemente de dónde y cómo ha estudiado cada alumno, que se han alcanzado las aptitudes y conocimientos necesarios para afrontar con éxito la formación universitaria. La PAU es necesaria para entrar en la universidad y es el examen más temido por los alumnos. Pero, paradójicamente, aproximadamente 9 de cada 10 estudiantes que se presentan en la convocatoria de junio la aprueban.

 

Los exámenes se gestan en el Ministerio de Educación. Diferentes docentes presentan entre seis y siete modelos de cada una de las pruebas y, de ellos, se escoge uno al azar, que es impreso por una universidad. Sus copias son entregadas en sobres cerrados a los examinadores momentos antes de que comience a celebrarse la prueba. Por tanto, los examinadores conocen las preguntas al mismo tiempo que los alumnos.

 

En qué consiste la PAU

 

La PAUse compone de varios exámenes sobre distintas materias de segundo de Bachillerato y tiene dos partes: una fase general obligatoria y una fase específica voluntaria, que se utiliza para subir nota. En cada ejercicio de ambas fases el alumno puede escoger entre dos opciones y contestar en las lenguas que sean oficiales en la Comunidad Autónoma en la que esté realizando el examen.

 

Cada examen tiene una duración fija de una hora y media, pero entre un examen y el siguiente se tiene que dejar a los alumnos un descanso de, como mínimo, 45 minutos. [Ver cursos de Selectividad]

 

Cómo es la fase general

 

La fase general se compone de cuatro exámenes. El primero de ellos es sobre lengua castellana y literatura, mientras que el segundo refleja los conocimientos de una lengua extranjera (alemán, francés, inglés, italiano o portugués, a elección del alumno). A partir del próximo año este examen se completará con una prueba de comprensión y expresión oral, pero este año la prueba se realizará sólo por escrito. [Ver cursos de Idiomas]

 

El tercer examen trata sobre historia o filosofía, según elija el estudiante. Y el cuarto examen trata sobre una materia de modalidad de Bachillerato elegida por el estudiante.

 

En esta fase se aprueba al obtener una nota igual o mayor a 5, como resultado de la suma del 60% de la nota media de Bachillerato y el 40% de la calificación de la fase general, siempre que el alumno haya obtenido en esta fase general al menos una calificación de 4. La validez de esta nota es indefinida.

 

Cómo es la fase específica

 

La fase específica consta de exámenes sobre materias de modalidad, de manera que cada alumno decide cuántos ejercicios realiza, hasta un máximo de 4. Hay que tener presente que sólo contarán las notas de un máximo de dos materias, ponderadas con un 10%, que estén relacionadas con la rama de conocimiento de la titulación que desea el alumno. Por tanto, lo más recomendable es presentarse a materias que se dominen.

 

La fase específica puede subir hasta 4 puntos la nota de admisión, si se tiene en cuenta que cada centro universitario puede aumentar la ponderación de las materias que consideren prioritarias hasta un 20%. Esto significa que un examen perfecto de una materia que esté relacionada con la carrera que se quiere realizar sube la nota un punto, o puede que hasta dos, si la Universidad a la que quiere acceder el alumno la considera materia prioritaria. Las notas de esta fase específica caducan a los dos años.

 

Cuándo son los exámenes

 

Los alumnos asturianos serán los primeros en hacer estas pruebas (1, 2 y 3 de junio). Les seguirán los de La Rioja y Madrid (6, 7 y 8 de junio) e Islas Baleares (7, 8 y 9 de junio). Los días 8, 9 y 10 de junio harán la PAU los alumnos de Castilla-La Mancha, Navarra, País Vasco y Galicia. Por su parte, la Comunidad Valenciana contará con el 9, 10 y 13 de junio, mientras que el 14, 15 y 16 de junio es la fecha elegida por Aragón, Cantabria, Castilla y León, Extremadura y Andalucía, si bien esta última también añade el 17 de junio. Canarias, Cataluña y Murcia serán las comunidades que más tarde realicen su convocatoria ordinaria, y lo harán los días 15, 16 y 17 de junio.

 

En cuanto a la convocatoria extraordinaria, Navarra será la primera en celebrar los exámenes (29 y 30 de junio, y el 1 de julio), seguida de Asturias (5, 6 y 7 de julio), y La Rioja y el País Vasco (los días 6, 7 y 8 de julio). Ya en septiembre la celebrarán Cataluña (los días 6, 7 y 8), Comunidad Valenciana (8, 9 y 12), y Cantabria, Castilla-La Mancha Castilla y León (12, 13 y 14). La fecha del 13, 14 y 15 es la preferida por Aragón, Extremadura e Isla Baleares, y también por Andalucía, si bien ésta última añade también el 16 de septiembre. Galicia y Murcia serán las Comunidades que celebren esta convocatoria más tardíamente (los días 1, 15 y 16 de septiembre).

 

Quién corrige mis pruebas

 

Los exámenes de la PAU son corregidos por profesores de universidades públicas. Cada centro universitario determina la cantidad de profesores que puede permitirse a partir de un presupuesto gestionado por la Administración. Al menos debe haber dos profesores por examen y ninguno de ellos puede corregir más de 150 pruebas.

 

Los docentes no conocen en ningún momento la identidad de la persona a la que están corrigiendo el examen, y tienen dos o tres días para corregir todos los ejercicios, un periodo que se considera suficiente y garantiza que no se van a cometer errores como consecuencia de la falta de tiempo.

 

¿Y si quiero reclamar?

 

Una vez que se publiquen las calificaciones los alumnos que lo deseen tienen un plazo de tres días hábiles para solicitar una reclamación o una segunda corrección. La diferencia consiste en que en la reclamación no se vuelve a corregir el examen, sino que sólo se comprueba si se ha corregido en su totalidad o si la suma de las calificaciones de los diferentes apartados ha sido la correcta.

 

En cambio, la segunda corrección obliga a un profesor distinto del que corrigió el examen por primera vez a evaluar de nuevo el examen. Si la diferencia es superior a dos puntos será corregido por un tercer especialista. La calificación final será la media aritmética de las dos o tres calificaciones. Los estudiantes tienen elderecho a ver el examen corregido en el plazo de diez días.

 

Alumnos de FP y quienes ya hicieron al Selectividad

 

Si quieres acceder a la Universidad desde la FP basta con haber aprobado el Grado Superior. Tu nota de acceso será la nota media del ciclo, pero si quieres mejorarla debes presentarte a la fase específica de la PAU de las materias de modalidad de Bachillerato que estén relacionadas con los estudios universitarios que deseas cursar.

 

Por el contrario, los estudiantes que antes del año 2010 hicieron la selectividad o la PAU pueden volver a presentarse a la actual Prueba de Acceso a la Universidad para obtener una calificación mejor. Tienen tres opciones: presentarse sólo a la fase específica, presentarse a la fase general, o presentarse a ambas. 


[Sigue…

Notas de corte y trucos para estudiar mejor]

 


Cómo se calcula la nota de admisión

 

La nota de admisión que se tendrá en cuenta para ver si el estudiante entra en la carrera deseada es el resultado de sumar el60% de la nota de Bachillerato y el 40% de la calificación media obtenida en la fase general.

 

Sólo en caso de presentarse a la fase específica voluntaria se consideran las calificaciones de un máximo de dos materias de dicha fase que, tras aplicar el parámetro de ponderación, aporten mejor nota de admisión (0.1 si están adscritas a la rama de conocimiento del título al que se opta) o 0.2 si la Universidad ha considerado esta materia como prioritaria para enfrentarse con éxito al Grado que se pretende hacer.

 

Las temidas notas de corte

 

No todas las carreras presentan nota de corte. Esto sólo ocurre cuando la demanda de estudiantes es más alta que la oferta de plazas. Por tanto, la norte de corte es la nota de admisión que tenía el último estudiante que consiguió entrar en una determinada carrera el anterior curso. Las notas de corte varían ligeramente cada año, porque dependen de la demanda. Y por el mismo motivo también varían de una universidad o localidad a otra. Las primeras notas de corte salen a mediados de julio.

 

Cada año se celebran dos convocatorias de la PAU, por lo que los estudiantes a los que no les alcance la nota pueden presentarse en sucesivas convocatorias para mejorar la calificación de la fase general o de la específica. Además, hay becas para estudiar en otra Comunidad Autónoma, por lo que si comenzar una carrera fuera de tu ámbito geográfico no supone un problema, lo primero que debes hacer es comprobar la situación de todos los centros universitarios donde pues cursar la carrera que deseas.

 

¿Cuántas veces puedo presentarme?

 

Puedes presentarte tantas veces como quieras a las pruebas de acceso, tanto a la fase general como a la específica, ya que no hay límite de convocatorias. Para calcular la nota se utilizará la mejor de las pruebas. Es decir, repetir el examen no puede bajarte la calificación global.

 

En cualquier caso, hay que tener en cuenta que sólo en el 6% de los 2.300 estudios universitarios de las universidades públicas españolas la nota de corte es superior a 7. El 65% tiene una nota de corte de 5 y el 82% por debajo de 6, por lo que lo habitual es que se alcance la nota de corte necesaria para cursar los estudios deseados.

 

Trucos para el día del examen

 

Las horas antes del examen olvídate de los repasos de última hora. Te pondrán más nervioso y no sirven para nada. Es mejor que dediques esas horas previas a dormir, lo que te hará ir más relajado. [Ver cursos de Técnicas de Estudio]

 

Deja preparado todo el material que vayas a necesitar al día siguiente y no olvides el DNI y un bolígrafo de repuesto. Es muy importante que llegues con tiempo suficiente para encontrar sin nerviosismo el aula donde tendrá lugar la prueba.

 

Cuando te den el examen presta atención a las indicaciones del examinador y comienza a leer atentamente el examen. Es posible que, debido a los nervios, te puedas sentir bloqueado. No te preocupes, es normal. Respira hondo y lee los enunciados tantas veces como necesites hasta estar seguro de haber encontrado la respuesta. Distribuye bien el tiempo para cada ejercicio y, antes de entregar el examen, repásalo. Ten un cuidado especial con las faltas de ortografía.

 

Cómo rendir más y mejor

 

En estos días previos, es muy importante utilizar estrategias que te hagan rendir más y mejor. Antes de comenzar a estudiar visualiza tus objetivos y hazte una planificación del trabajo a realizar en las próximas horas. Hacer descansos de unos 10 minutos tras 90 minutos de estudio te ayudará a incrementar el rendimiento.

 

Aunque tengas que reducirlas, no dejes a un lado tus actividades de ocio, pues te permitirán dejar atrás toda la tensión que supone preparar un examen de estas características. Tampoco descuides tu alimentación y tus horas de sueño, ni abuses de sustancias como la cafeína u otros estimulantes. Por el contrario, es recomendable que dediques unos minutos cada día a realizar algún ejercicio de relajación.

 

Una vez que te sepas la materia haz repasos, que te ayudarán a sentirte más seguro y confiado, e impedirán que la materia se vaya olvidando. En cualquier caso, de nada sirve establecer un plan de estudios sumamente rígido. Lo mejor es que, tras una planificación inicial, vayas modificándola ligeramente según tus necesidades.

 

Por último, sé siempre positivo. Intenta controlar tus pensamientos en todo momento para no dejarte llevar por momentos de pánico. Piensa en lo bien que te va a salir el examen y ten confianza en ti mismo.

 

 

Más información:

 

Acceso a sección de la PAU 2011 en la web del Ministerio de Educación