Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Segregar a los niños por sexo en las aulas no mejora su aprendizaje y aumenta los estereotipos

Muchos son los partidarios de separar a los niños y niñas en las aulas para favorecer su aprendizaje. Sin embargo, ahora un estudio publicado en Science refleja que esta segregación no tiene base científica y que las diferencias en el aprendizaje son

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Segregar a los niños por sexo en las aulas no mejora su aprendizaje y aumenta los estereotipos
Estudiantes-grado-INEDurante muchos años niños y niñas han estado separados en el aula para pasar, posteriormente, a un sistema educativo en el que predominaban las clases mixtas, aunque algunos centros educativos, sobre todo privados, han seguido optando por esta segregación para facilitar el aprendizaje de los alumnos.

 

Sin embargo, ahora, un nuevo estudio publicado en la revista ‘Science’ bajo el título ‘La pseudociencia de la escolarización por sexos’ arroja nueva luz sobre la segregación en las aulas de la que asegura que no es tan ventajosa en lo que a resultados académicos se refiere, sino que más bien presenta aspectos negativos ya que la separación por sexos en las aulas contribuye a aumentar los estereotipos y a afianzar el sexismo, dificultando que los niños interioricen ideas relacionadas con la igualdad de sexos. [Ver cursos de Ciencias Sociales]

 

El artículo, escrito por investigadores de la ASU's Schoolof Social and Family Dynamics y especialistas en Ciencias Sociales de otras universidades, muestra que, a pesar de que en la opinión pública se ha fortalecido la idea de que la separación de los niños y niñas en las aulas mejora el ambiente de aprendizaje y los resultados obtenidos, la ciencia no encuentra una base en este hecho, según explica Richard Fabes, autor del artículo y director de la Escuela de Dinámica Social y Familia en la Universidad de ASU.

 

A esta conclusión han llegado al revisar la educación y los resultados obtenidos en aulas de un solo sexo y mixtas y que evidencian que esos resultados son iguales en ambos sexos. Una similitud que también se ha detectado en otros sistemas educativos analizados, aparte del de Estados Unidos, como los de Gran Bretaña, Canadá, Australia y Nueva Zelanda en los que las diferencias observadas son nimias.

 

Además, el artículo también refleja que los neurocientíficos han encontrado pocas diferencias sexuales en el cerebro, centrándose estas tan sólo en que el cerebro de los niños es mayor y que en las niñas su crecimiento finaliza más tempranamente, dos aspectos que, según indican, no están relacionados con el aprendizaje.

 

Sin embargo, por el contrario, para los autores sí hay evidencias de que la segregación de los niños en las aulas aumenta las divisiones de género entre ellos, reforzando los estereotipos y el sexismo, mientras que la interacción y la cooperación con miembros de otros grupos mejora las relaciones entre los distintos grupos.

 

Y es que de acuerdo con los autores del artículo, los niños que están en ambientes en los que los individuos están separados por alguna característica –ya sea género o color de ojos por ejemplo-, tienden a desarrollar prejuicios sobre los otros grupos individuales.

 

Un motivo por el que Fabes señala que no siempre es bueno separar sobre la base de la raza, ingresos económicos o la edad porque cualquier forma de segregación perjudica en lugar de promover la igualdad.

 

Además, de Richard Fabes, el artículo ha sido también desarrollado por Diane F. Halpern, del Claremont McKenna College, y otros autores de ASU científicos sociales como Carol Lynn Martin y Laura Hanish, además de Lise Eliot, de la Chicago Medical School of Rosalind Franklin University; Rebecca S. Bigler, de la University of Texas at Austin; Janet Hyde, de la University of Wisconsin -- Madison y Lynn S. Liben, de la Pennsylvania State University.

 

 


¡Sigue a aprendemas.com en Facebook, Twitter, Tuenti y LinkedIn!



 



Más información:

 

Artículo publicado en Science

 

Noticias relacionadas en aprendemas.com:

 

La implicación de los padres en la educación hace a los niños más felices e inteligentes

 

Cómo lograr que tu hijo sea un estudiante diez



El papel de los padres, clave en el rendimiento académico de los hijos



Escuelas de Padres: A educar también se aprende



Los padres demandan psicólogos educativos en los colegios públicos



Los estudiantes de colegios privados son más audaces al resolver sus problemas



Los niños también se preocupan por el empleo de sus padres y son críticos con la política