Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Randstad analiza las oportunidades de empleo por comunidades autónomas

Los datos de Randstad indican que el mercado laboral de nuestro país comienza a contraerse a menor ritmo y algunos parámetros, como la contratación temporal, tienden a estabilizarse. Muchas mujeres se han incorporado a la búsqueda de trabajo y el nor

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Randstad analiza las oportunidades de empleo por comunidades autónomas

El mercado laboral ha cambiado drásticamente si comparamos nuestra situación actual con la que teníamos a principios de 2008, aunque su evolución no ha sido igual en todos los sectores ni en todas las comunidades autónomas. La tasas de parados del primer trimestre de 2009 ha aumentado en un 84,47% respecto al año anterior y el número de parados es hasta un 25% mayor respecto al último trimestre de 2008. Además, el número de demandantes de empleo de trabajo temporal ha experimentado un aumento de un 30 a un 50% en algunas zonas, especialmente durante septiembre y octubre.


 


Actualmente, las personas que buscan empleo tienen un perfil mucho más variado y se muestran más abiertas a aceptar un abanico más amplio de trabajos. Las personas que perdieron su empleo hace más de un año hay aumentado un 75% respecto al año anterior.


 


Por sexo y sector


 


La crisis ha afectado principalmente a los varones, que han visto aumentada su tasa de paro en un 115% durante el primer trimestre del año si comparamos los datos con respecto al mismo periodo del año anterior, y en un 30% si comparamos el último trimestre con respecto al último de 2008. La construcción, la industria del metal y el sector servicios han sufrido más el impacto de la crisis.


 


Por su parte, la tasa de actividad de la población se mantiene en torno al 60% del total (un 69,11% en el caso de los hombres y un 51,51% en el de las mujeres). El leve aumento femenino es debido a aquellas féminas que han decidido ingresar en el mercado laboral, especialmente las mayores de 45 años, que necesitan ingresos extras para la unidad familiar. A partir de los 40 años las mujeres han aumentado su ocupación respecto a hace un año. Son féminas que se adaptan a todo tipo de puestos, pero se orientan principalmente al sector servicios, atención al cliente o administración. Sin embargo, la tasa de paro ha aumentado en un 57% durante los tres primeros meses del año respecto al mismo periodo de 2008.


 


Inmigrantes y jóvenes


 


El colectivo inmigrante es otro de los grandes perjudicados por la crisis. Hace un año, un 20% de los empleados temporales era inmigrante, y esta cifra se ha reducido hasta alcanzar un 15%, mientras que la tasa de paro ha aumentado en un 35,68% en el último trimestre. Hoy, un 28% de extranjeros se encuentra en situación de desempleo.


 


El panorama tampoco mejora para los jóvenes. Los menores de 20 años han visto reducido su nivel de ocupación 10 puntos respecto al año pasado y un total de 800.000 menores de 25 años están buscando empleo. A su favor tienen las posibilidades de movilidad, sus deseos de trabajar y el conocimiento de las nuevas tecnologías, pero no tienen la experiencia que hoy demandan las empresas.


 


Otro de los factores que también se está dando es la reducción del empleo temporal. Los trabajadores temporales son los primeros en ser despedidos de las empresas, que prefieren quedarse con sus empleados fijos. Todos estos parámetros podrían mejorar en la campaña estival.


 


Andalucía, Aragón, Asturias y Baleares


 


Andalucía, con 3 millones de ocupados y un 3,75% de personas activas, es una de las regiones que tiene mayor nivel de desempleo. El porcentaje de parados ha aumentado un 68% respecto al último año, hasta alcanzar las 944.000 personas. La crisis ha afectado al sector de la construcción y a la industria, mientras que el sector servicios y el agrario destacan en la creación de empleo, pues concentran un 80% del trabajo temporal de la región.


 


Aragón, por su parte, ha aumentado un 1,56% su número de activos en el último año, pero ha perdido un 6% de personas ocupadas y ha pasado a tener un 120% más de desempleados que hace un año, con 85.900 parados. Su tasa de paro, sin embargo, está casi cinco puntos por debajo que la global, en gran medida por la Exposición Internacional de Zaragoza, que dio trabajo a 1.500 personas.


 


En Asturias, el paro se sitúa en el 12% en el primer trimestre de 2009, y la tasa de desempleo es mayor entre las mujeres que entre los hombres. Los menos afectados por la crisis han sido la alimentación, la banca y el sector eléctrico, y actualmente la región se abre a otros nichos de mercado, como la hostelería. Si embargo, en Islas Baleares, hay un 3% más de activos que en el año anterior, pero su nivel de ocupación se ha reducido en un 7,23% respecto al primer trimestre de 2008. La tasa de parados es un 90% superior a los tres primeros meses de 2008, y presenta la tasa de paro más alta entre las mujeres (un 21%). El comercio y la banca han experimentado un aumento de la demanda de trabajadores.


 


Canarias, Cantabria, Castillas y Cataluña


 


En Canarias el número de activos ha aumentado un 4% respecto al primer trimestre de 2008. Es la segunda comunidad con más reducción de ocupados en el primer trimestre del año, con casi un 10% menos que hace un año. Más de 280.000 personas están desempleadas y tiene la tasa de paro más alta de toda España en los primeros tres meses del año (un 26,12%). El sector turismo sigue siendo clave en la creación de empleo.


 


Cantabria, con un 40% más de paro en el primer trimestre de 2009, es una de las regiones más perjudicadas por la crisis. La tasa de actividad de las mujeres está por debajo del 50%. Por su parte, en Castilla y León, más de un millón de personas han tenido empleo en el último año, mientras que la tasa de actividad se sitúa en un 54,34% en el último trimestre de 2008. Es una región con buenos niveles de contratación temporal y tiene una tasa de paro casi cuatro puntos por debajo de la media nacional, gracias, sobre todo, al sector de la alimentación, donde se ha notado el auge de las marcas blancas.


 


En Castilla-La Mancha destaca el aumento en el número de activos (un 4% más que hace un año). Las mujeres, sin embargo, tienen unas tasas de actividad bajas (46,45%) y un desempleo elevado (20,60%). En Cataluña, por el contrario, en el primer trimestre del año el paro aumento un 114% con respecto al mismo periodo de 2008 y eso significa una suma de 620.000 parados. Las plazas industriales son las que se vieron más afectadas en términos de contratación temporal.


 


Valencia, Extremadura, Galicia y Madrid


 


En la Comunidad Valenciana se reduce el número de ocupados y aumenta el de parados (un 103% más que hace un año). Uno de cada cinco valencianos está desempleado, aunque los sectores que se muestran más favorables son el alimentario de marca blanca y las energías renovables. Extremadura, por su parte, ha visto aumentado casi un 20% sus niveles de paro y ya cuenta con un 55% más de desempleados que hace un año. Las mujeres tienen una tasa de ocupación 8 puntos inferior a la media nacional y una tasa de  paro del 25%.


 


En Galicia el paro es ligeramente superior al 12% de la población. La creación de empleo temporal se ha dado en logística, energías renovables, industria textil y alimentación, mientras en el sector de automoción se registraron descensos. En Madrid, la automoción y la construcción también han sufrido notablemente, mientras que el comercio y la distribución de productos alimenticios han mantenido un buen nivel de contratos temporales. Madrid es la segunda región en cuanto a la generación de empleo temporal.


 


Murcia, País Vasco, Navarra y La Rioja


 


En Murcia, la alimentación se ha convertido en el principal generador de empleo en la zona, junto con el sector de las energías renovables. Como dato destacable, ha aumentado la población mayor de 16 años casi un 2% en el último trimestre. Navarra, por su parte, tiene un 73% más de parados que hace un año, aunque sólo posee una tasa de paro del 10% (un 9,73% en el caso de los hombres). También el País Vasco ha sucumbido tarde a la crisis. Su tasa de paro es la más baja de toda España (un 10,33% de media), mientras que su tasa de actividad se mantiene en un 57,5%.


 


Por último, en la Rioja se ha registrado un 11,49% de paro en el primer trimestre del año, aunque ha visto aumentado un 87,70% su número de parados con respecto al último trimestre de 2008.


 


 


*  *  *  *


 


 


 


Más información:


 


Randstad


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com:


 


La contratación temporal en verano podría experimentar una caída del 50%


 


Los mejores trabajos del mundo según universitarios de Estados Unidos


 


La búsqueda activa de directivos y ejecutivos no se ha visto frenada del todo


 


Mil madrileños encuentran trabajo gracias al Servicio de Intermediación de la Cámara


 


Responsable de Seguridad de la Información, una figura indispensable en las empresas


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+