Menú
¡Llama gratis! 900 831 816

La universidad no marca grandes diferencias salariales en España, según la OCDE

El informe anual publicado por la OCDE, “Education at a Glance” revela, entre otras cosas, que en España la relación formación universitaria-ventajas salariales ha empeorado, sobre todo en comparación con otros países.

Publicado en Histórico Noticias
Foto de La universidad no marca grandes diferencias salariales en España, según la OCDE

Un reciente informe publicado por la OCDE, “Education at a Glance”, desvela que en España la diferencia de salarios entre los trabajadores que han recibido educación superior respecto a los que se quedaron en secundaria es de escasa relevancia en comparación con otros países. Para hacernos una idea, mientras que en nuestro país los titulados universitarios gana sólo un 29% más que el resto, en lugares como Estados Unidos y Hungría esa diferencia se sitúa en el 86% y más del 200%, respectivamente. Lo peor del caso es que además España está entre los países donde más han decrecido las ventajas salariales relacionadas con la formación en el periodo 1997-2001, cifrándose en una pérdida de 20 puntos porcentuales. Un fenómeno que únicamente se ha dado en dos países más: Nueva Zelanda, con un descenso del 15% y Noruega con un 3%.


 


En contraste, España es uno de los países en los que la proporción de titulados ha aumentado desde 1995. El porcentaje de incremento si sitúa en el 5%, en línea con naciones como Australia, Austria, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Francia, Islandia, Irlanda, Corea, Japón o Reino Unido.


 


No todo es malo sin embargo. El informe también revela que la “tasa de retorno” obtenida, -es decir, los beneficios obtenidos en relación con la inversión educativa-, superan con creces el esfuerzo económico realizado para adquirir la formación universitaria. Asimismo, se reflejan algunos aspectos muy positivos con referencia al conjunto de países de la OCDE. Por un lado se constata que en la actualidad hay más personas realizando estudios universitarios de las que ha habido nunca, detectándose un aumento de inscripciones en centros universitarios del 50% en países como Hungría, Grecia, República Checa, Islandia, Corea o Polonia durante el periodo 1995-2002. Por contra, una media del 20% de los jóvenes con edades comprendidas entre los 20 y 24 años termina únicamente la educación secundaria y decide no adquirir formación universitaria. En nuestro país dicho porcentaje se sitúa en el 32%.


 


El incremento del número de titulados universitarios no ha supuesto, como podría pensarse, una “inflación” de las cualificaciones en el mercado laboral. Al contrario, en los países en los que, como España, el número de titulados aumentó en más del 5%, la tasa de desempleo bajó, produciéndose en general un aumento de los beneficios salariales.


 


Otros de los avances registrados es el espectacular aumento de las posibilidades que disfrutan las mujeres jóvenes de poder recibir educación universitaria con respecto a las que tenían hace 30 años. En 19 de los 30 países que integran la OCDE, el número de mujeres que habían obtenido titulaciones superiores en el rango de edad que va de los 25 a los 34 años duplicaba el de las comprendidas entre los 55 y 64. En referencia al sexo opuesto, en 21 de los 27 países que disponían de  datos al respecto, el número de licenciadas, ingenieras o tituladas equivalentes igualaba, si no excedía, el de hombres. Aunque, desgraciadamente, las diferencias salariales “de género” se mantienen: una mujer que ha completado su educación universitaria gana de media el 65% de su equivalente masculino (60% si lo que ha completado es únicamente la educación secundaria).


 


Y ya hemos tenido las primeras reacciones por parte de las autoridades educativas españolas respecto a este estudio. El secretario de Estado de Universidades e Investigación, Salvador Ordóñez, manifestó en comparecencia pública tener dudas sobre si la formación que se está impartiendo en las universidades responde a las demandas sociales. Ordóñez declinó pronunciarse en relación al informe de la OCDE alegando que hacer esto más bien corresponde a las empresas u organismos públicos.


 


 


Enlaces de interés:


 


Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico


 


Education at a Glance 2004 (Estudio de Estadísticas e Indicadores Educativos) 


 


Otros textos relacionados en Aprendemas.com :


 


Universidades privadas: gana la opción “práctica”


 


España decepciona en un ranking mundial de universidades


 


La Ministra de Educación anuncia reformas en la Ley de Universidades


 


La falta de profesores ya preocupa en la OCDE


 


Las universidades se las ingenian para matricular a nuevos alumnos


 


Las empresas no evolucionan al mismo ritmo que la sociedad, según Enrique de la Rica


 


Los rectores presentaron las cifras de la Universidad Española


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+