“La Ley de Dependencia es un importante yacimiento de empleo”

Los cursos de verano organizados en la Universidad del País Vasco (EHU/UPV) han contado con la presencia de Miguel Leturia, miembro del Instituto Gerontológico Matía (Ingema), para analizar los cambios que se derivan de la aplicación de la Ley de Dependencia en el ámbito laboral de los cuidadores de las personas mayores.

Las cifras lo demuestran: 80.000 puestos de empleo sumergido y una posible incorporación al mercado laboral de 15.000 personas. La Ley de Dependencia, además de las ayudas que establece para el colectivo de las personas dependientes, supone un importante “yacimiento de empleo”. Así lo ha afirmado Miguel Leturia, miembro del Instituto Gerontológico Matía (Ingema) y responsable de la ponencia sobre “Las personas y competencias necesarias en atención a la dependencia”. Actualmente se han habilitado más de un centenar de nuevos centros residenciales lo que se traduce unos 40.000 nuevos puestos de trabajo.


 


Según las cifras que recoge el último informe realizado por la Comunidad Autónoma del País Vasco, existen 1.275 cuidadores familiares para el 18,5% de las personas mayores de 65 años contabilizadas en la región. Esta tasa de envejecimiento duplica a la registrada en la década de los 80 ya que la esperanza de vida ha aumentado hasta los 76 años entre los hombres y 84 en las mujeres. Tal y como ha explicado Leturia el perfil específico de un cuidador varía en función del modelo de gestión aplicado. Actualmente, lo más importante son los estudios realizados y mientras que la capacidad dependerá de la experiencia técnica y la especialidad solicitada.


 


Un nuevo modelo


 


Leturia ha defendido un modelo en el que los equipos de cuidadores se conviertan en la unidad organizativa base con el objetivo de mejorar la atención a los clientes que “no deben ser sólo pacientes, sino que se deben tratar como clientes y ciudadanos”. Igualmente importante resultan, tal y como ha destacado el experto durante su ponencia, la combinación de competencias. De esta manera, los directivos necesitan más capacidad de decisión y una tolerancia mayor al estrés mientras los trabajadores deben tener más facilidad de relacionarse, un autocontrol emocional mayor y sobre todo deben tener una visión positiva de la madurez.


 


 


*  *  *  *


 


 


Más información:


 


Universidad del País Vasco


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com:


 


Andalucía formará a más de 12.000 personas para cubrir los nuevos empleos que genere la Ley de Dependencia


 


Varios estudios ponen en duda la veracidad de los datos en los que se basa la Ley de Dependencia


 


Dependencia: una ley muy necesaria aunque también cara


 


La futura Ley de Dependencia creará 300.000 empleos


 


La atención a las personas dependientes, una vía de futuro para el empleo


 


Madrid formará a desempleados en geriatría para trabajar en residencias


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+