Menú
¡Llama gratis! 900 831 816

Francia aprueba el curriculum sin nombre para evitar la discriminación

Ni edad, ni sexo, ni raza, ni fotografía. Así podrán ser desde ahora los curricula en Francia según la medida recientemente aprobada por el parlamento francés.

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Francia aprueba el curriculum sin nombre para evitar la discriminación

Aunque aún está pendiente el reglamento que proceda a su desarrollo, la medida por la que se permite la omisión en el curriculum de datos tales como el nombre, sexo o raza ya ha sido aprobada por el parlamento francés. El objetivo es conseguir que personas en igualdad de condiciones en lo que a formación y experiencia se refiere, tengan también igualdad de oportunidades a la hora de acceder a un puesto de trabajo.


 


La medida ha surgido a raíz de los disturbios que tuvieron lugar en el país a finales del pasado año, originados en gran parte por inmigrantes o descendientes de inmigrantes que padecen discriminación en varios aspectos de su vida, incluyendo el acceso al mercado laboral. No se trata de un asunto baladí. La Alta Autoridad contra la discriminación de Francia (Halde) ha gestionado cerca de mil denuncias en su primer año de funcionamiento, de las cuales el 40% fueron presentadas por razón de origen.


 


En el presente año, Jacques Chirac ha anunciado la creación de un servicio civil voluntario para ayudar a los jóvenes inmigrantes a ir hacia el empleo. El proyecto prevé integrará a 50.000 de ellos hasta 2007 y asociará acompañamiento y formación.


 


La del curriculum no es la primera medida adoptada en el país vecino en contra de la discriminación en general. En marzo de 2005, el gobierno francés presentó un proyecto de ley, anunciado por Jacques Chirac a comienzos de ese mismo año, que pretende eliminar la discriminación salarial entre el hombre y la mujer en un plazo de cinco años, un problema que, por cierto, padecemos también en España.


 


El nuestro no es sólo uno de los países de la Unión Europea con mayores diferencias salariales entre los sexos, sino también donde existe mayor diferencia en la tasa de actividad entre mujeres y hombres, además de mayor desempleo femenino. Un informe del INE señala que en el año 2000 el porcentaje de población ocupada constituida por mujeres ascendía a tan sólo el 37,2%, siendo su salario medio el 75,4% del masculino. En este sentido, la implantación del curriculum sin nombre, que todavía no se aplica en territorio español, podría ser una herramienta de utilidad para combatir la discriminación de género. Según los expertos, ello no sería necesario en el caso de la discriminación por origen étnico, ya que esta no suele producirse en España.


 


La opción del curriculum sin nombre evitaría que se descartaran candidatos de similares características en cuanto a formación y experiencia en un primer momento, permitiendo a los candidatos acceder a una segunda fase del proceso de selección, donde podrían mostrar en una entrevista personal sus cualidades.


 


 


*  *  *  *


 


 


 


Enlaces de interés:


 


Alta Autoridad contra la discriminación de Francia (Halde)


 


Otros contenidos de Aprendemas.com:


 


Los estudiantes franceses toman la calle contra el empleo precario


 


Indignación por la discriminación positiva hacia las mujeres científicas


 


Nuevas políticas de igualdad en el Día Internacional de la Mujer Trabajadora


 


Un informe analiza la trayectoria de mujeres con estudios tradicionalmente masculinos


 


Habrá más contratos temporales y sueldos menores, según Adecco e IESE


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+