Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

España tendrá en septiembre tantos parados como Francia e Italia juntas

Según el Euroíndice Laboral IESE-Adecco (EIL), que analiza distintas variables referentes al primer trimestre del año de siete países europeos, en septiembre España alcanzará los 4,6 millones de desempleados, lo que supone tantos parados como Francia

Publicado en Histórico Noticias
Foto de España tendrá en septiembre tantos parados como Francia e Italia juntas

Los siete países que conforman la muestra son Alemania, Francia, Reino Unido, Italia, España, Portugal y Polonia. Según los resultados del informe, el primer trimestre del año refleja una caída interanual de un 10,6% (66,5 puntos). Todos los componentes del indicador han contribuido a su deterioro, pero en particular el de ocupación y productividad.


 


Excepto Polonia, que ha experimentado una mejoría interanual de un 0,2% en su EIL (66,1 puntos), los demás han sufrido fuertes declives. Sólo Reino Unido (73,5 puntos, el más alto del conjunto de países analizados) y Alemania (73,1 puntos) han sido capaces de mantenerse a pesar de sus caídas. El EIL español, por su parte, ha mostrado un descenso internanual de un 13,1% (63,5), el segundo peor, sólo superado por Italia. Los EIL de Francia (65,2) y Portugal (65,8) han registrado los peores resultados de los últimos diez años.


 


Se espera que el EIL presente recortes interanuales en los dos próximos trimestres. En el tercer trimestre, el indicador laboral ascenderá a 65 puntos, lo que supondrá una variación interanual negativa de un 9,8%. Todos los países tendrán un empeoramiento de sus mercados laborales, pero será Italia el que obtenga su peor resultado en el tercer trimestre, con un declive interanual en su indicador laboral de un 10,9% (bajará hasta los 59,2 puntos). El EIL español seguirá siendo el segundo más bajo, con un deterioro interanual de un 7,8% y 63,9 puntos esperados en septiembre.


 


Creación de empleo


 


En los siete países estudiados se han contabilizado 2.138.000 ocupados menos que un año antes (un 1,3% de caída). Los desempleados han aumentado en 3.001.000 personas (un 23,5% más). En general, el número de parados ha aumentado hasta 15.763.000 personas, su cota más alta en los últimos cuatro años.


 


España, Italia y Reino Unido han experimentado un incremento de parados superior a la destrucción neta de puestos de trabajo. España ha obtenido el peor resultado, pues en el último año 6 de cada 10 nuevos parados de la UE residían en España. La cantidad de desempleados ha aumentado en 1.837.000 personas (una subida del 84,5%), por lo que el número total de parados ha pasado a ser de 4.011.000 personas. En el periodo estudiado, la disminución de ocupados en España ha sido de 1.312.000 (un 6,4%), lo que supone el resultado menos favorable de los países analizados.


 


Alemania y Polonia han registrado una óptima dinámica laboral. Francia y Portugal, por su parte, han disminuido su número de ocupados, pero en parte porque muchos de ellos se han retirado del mercado de trabajo. Hoy, 1 de cada 5 parados de la UE-25 residen en España. Nuestro país tiene el 20,8% del total de desocupados, cuando la población en edad de trabajar equivale al 10% de la UE-25.


 


En los próximos dos trimestres la destrucción de puestos será mayor y el incremento del paro será más acusado. El conjunto de países sufrirá una pérdida interanual de 4.552.000 puestos de trabajo (una caída de un 2,8%), mientras que el número de ocupados pasará a ser de 156,8 millones de personas, y el número de parados aumentará en 5.464.000 personas (una subida interanual de un 43,3%, la mayor en 35 años). Todos los países reducirán sus colectivos de ocupados, al tiempo que expandirán el grupo de personas con empleo.


 


El país con más destrucción de empleo será España. Nuestro país también encabezará la expansión de desocupados (con un incremento de 2.021.500 personas, un 77,8% más). España superará en septiembre los 4,6 millones de desempleados, lo que supone tantos parados como Italia y Francia juntas.


 


Tasa de paro


 


La proporción de personas sin empleo en la UE ha sufrido su segundo incremento interanual consecutivo (un 9,1% de la población activa, alzándose 1,7 puntos porcentuales en la comparación interanual). Alemania y Polonia han conseguido reducciones interanuales en sus tasas de paro, mientras que Francia, Italia, Portugal y Reino Unido han presentado incrementos interanuales de entre 1 y 2 puntos porcentuales. Sin embargo, el mal resultado español eleva la tasa de paro media de la UE en 1,3 puntos porcentuales y acelera su incremento en 1 punto porcentual.


 


El próximo septiembre, los países estudiados presentarán subidas interanuales en sus tasas de desempleo. La tasa de paro media del grupo se alzará hasta un 10,4%. Nuevamente España presentará unos malos resultados. La tasa de desempleo español avanzará 8,3 puntos porcentuales, estableciéndose, en el tercer trimestre, en un 19,7%. Por su parte, Polonia pasará a contar con la menor proporción de desempleados (un 8,4%). La diferencia entre España y el resto será de casi 10 puntos porcentuales.


 


Empleo por edad


 


Todos los países han experimentado un descenso interanual en el número de ocupados, tanto adultos como jóvenes. La destrucción de empleo juvenil ha afectado a 973.000 personas, mientras que la caída de ocupados adultos ha sido de 1.165.000 personas. Un 55% de los puestos perdidos en el último año eran ocupados por personas de más de 25 años.


 


En Alemania y Polonia la destrucción de empleo joven ha sido compensada por la contratación de adultos. En Reino Unido, las personas de más de 25 han perdido sólo 1 de cada 5 puestos. Portugal e Italia están en la media de la UE, y tanto Francia como España han recortado más empleo adulto que la media europea. En nuestro país, 7 de cada 10 personas que han perdido su empleo tenían más de 25 años. El número de jóvenes ocupados ha retrocedido en 391.000 personas (un 21,1%). Además, 4 de cada 10 empleos jóvenes perdidos en la UE en el último año han sido recortados en España, que cuenta con 1.459.100 ocupados menores de 25 años.


 


La perspectiva para los dos próximos trimestres es que todos los países recorten sus contingentes de ocupados, tanto adultos como jóvenes. En el tercer trimestre, en el conjunto de países estudiados el grueso de empleos perdidos pertenecerá a personas de más de 25 años (8 de cada 10). España presentará en septiembre la evolución de empleo más desfavorable, ya que 3 de cada 4 empleos perdidos serán adultos.


 


Desempleo por edad


 


La tasa de paro media de menores de 25 años de los países estudiados se ha ubicado en un 19,2% (3,7 puntos porcentuales más que un año antes). Alemania y Polonia son los únicos países que han alcanzado reducciones en jóvenes y adultos parados. En España, el incremento del paro ha sido 4 veces superior a la media europea en menores de 25, y casi 5 veces mayor en desempleo de adultos.


 


En el tercer trimestre, todos los países analizados experimentarán incrementos interanuales en las tasas de paro. El desempleo en los menores de 25 subirá hasta un 21,5%, y en el caso de adultos, la tasa media se situará en un 9%. Nuestro país volverá a presentar los incrementos de las tasas de desempleo más altos. La proporción de menores de 25 años sin ocupación podrá alcanzar a un 39,1%, y en el caso de mayores de 25 será de un 17,3%.


 


Productividad laboral


 


Una de las medidas más utilizadas para estimar la productividad del trabajo es dividir el PIB por el número de ocupados. Analizada la productividad laboral promedio entre 2000 y 2008 de Alemania, Francia, Italia y España, junto con Austria, Bélgica, Finlandia y Holanda, nos damos cuenta de que cada trabajador de la Eurozona (que incluye a estos países) añadió un valor de 59.700 euros durante 2008. Este valor ha permanecido casi sin cambios desde 2000. En los últimos 8 años, sólo tuvo un incremento de un 1,3%.


 


El país cuyo ocupado medio fue más productivo en 2008 fue Bélgica (con 69.100 euros). En el otro extremo está España, con 49.500 euros por persona ocupada, lo que supone una diferencia de productividad entre ambos países de un 40%.


 


Otra posibilidad es analizar la evolución de la productividad por persona ocupada. En España, la productividad promedio de cada ocupado en 2008 era un 2% inferior a la de 2000. Italia y España presentan la evolución más desfavorable para esta variable, además de ver ampliada la distancia con respecto al país más productivo.


 


En el periodo 2004-2008, mientras en la Eurozona la productividad creció un 0,4%, en España lo hizo un 1,1%. Y si nos centramos en el último año, el desempleo relativo de España presenta un avance en la productividad media del trabajo de un 1,8%, que contrasta con los descensos de Bélgica, Finlandia, Francia, Italia y Alemania.


 


Por ramas de actividad


 


Las Finanzas son la rama de actividad que presenta el mayor valor añadido por ocupado, con 124.100 euros, mientras que Agricultura (con 33.300 euros por ocupado al año) ha sido el menos productivo. España tiene la menor productividad por ocupado en tres sectores: Finanzas, Industria, y Comercio y Hostelería. La rama de actividad con mejor posición relativa es la de Agricultura, con 31.600 euros al año por persona desempleada.


 


Entre 2000 y 2008, aumentaron su productividad Industria, Agricultura, y Comercio y Hostelería, mientras que se contrajo la productividad en Finanzas, Servicios Sociales y Personales, y Construcción. En España cayó la productividad en Industria, Agricultura, Comercio y Hostelería. Entre 2007 y 2008 nuestro país obtuvo el mejor resultado, con una mejora de la productividad laboral de un 1,8%, por la evolución del sector de la Construcción en nuestro país, cuyo ajuste está siendo más severo.


 


 


*  *  *  *


 


 


 


Más información:


 


Euroíndice Laboral Adecco


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com:


 


Agett prevé para agosto una caída del empleo por debajo de los 19 millones de ocupados


 


Uno de cada tres trabajadores espera entrar en el mercado laboral este verano


 


La contratación temporal en verano podría experimentar una caída del 50%


 


El aumento de EREs duplica las personas atendidas en programas de recolocación


 


Acciones y medidas para ayudar a combatir la crisis


 



Especial “Todos contra el Paro”


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+