Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Encontrar pareja en el trabajo resulta cada vez más común

Según un estudio elaborado recientemente por Randstad, el 50% de los empleados mantendría una relación de pareja con un compañero si se diese el caso. Este tipo de relaciones han ido perdiendo el estigma negativo y cada vez resultan más comunes.

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Encontrar pareja en el trabajo resulta cada vez más común

Por segundo año consecutivo, Randstad ha elaborado un informe para conocer el desarrollo de las relaciones de pareja en el ámbito laboral. Así, el 50% de los trabajadores ha reconocido que mantendría una relación sentimental con un compañero de trabajo si se diese el caso. Este porcentaje resulta considerablemente más alto que el 31% alcanzado el año pasado, debido a que las relaciones de pareja entre empleados, poco a poco, han perdido ese estigma negativo que las caracterizaba y cada vez son más comunes. Hoy en día, la prolongación de la jornada profesional hace que pasemos más tiempo en la oficina que en casa. En viajes de negocios, comidas de empresas o celebraciones las relaciones se intensifican, lo que lleva, en ocasiones, a que se pase de ‘compañero de trabajo’ a ‘amigo’ y a ‘pareja’.


 


En este sentido, expertos de Randstad en relaciones interpersonales en el entorno laboral subrayan que “el respeto a la intimidad y privacidad de los empleados es uno de los pilares en los que se sustentan las nuevas tendencias en política de recursos humanos”. Por este motivo, las empresas interfieren cada vez menos en las relaciones personales que mantienen sus empleados, y cada vez queda más obsoleta la idea de que el puesto de trabajo dependa del estado civil del empleado.


 


No obstante, todavía hay un 44% que afirma que nunca mantendría una relación sentimental con un compañero de trabajo. Del resto de participantes en la encuesta, un 7% se mostró a favor de tener una relación personal con un compañero, siempre y cuando no fuera con un superior. Sin embargo, los expertos señalan que es necesario observar ciertas normas como ser capaz de separar lo privado de lo profesional. Tratar equitativamente a la pareja, ser discreto en las manifestaciones de cariño y, sobre todo, diferenciar los problemas personales de los laborales. Por otra parte, cuando existen relaciones sentimentales entre compañeros, los empresarios y superiores deben cuidar de que no se den situaciones que pueden ser consideradas de “favoritismo” o incluso de “injusticia” por otros empleados, lo que puede generar problemas en las relaciones puramente laborales y en último extremo puede repercutir en la productividad para la compañía. Así, las empresas deben manejar como asuntos especialmente sensibles cuestiones como la retribución salarial, los ascensos y otras recompensas laborales cuando hay de por medio relaciones sentimentales en el entorno laboral.


 


 


*  *  *  *


 


 


Más información:


 



Randstad


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com:


 



¿Cotilleos en el trabajo? No, gracias


 


España es uno de los países en los que más se liga dentro del ambiente laboral


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+