Menu
¡Llama gratis! 900 831 816

El bilingüismo repercute de forma distinta en el cerebro según la edad

Además de ayudar a retrasar la aparición de enfermedades como el Alzheimer, aprender un idioma favorece la mejor gestión de las emociones y la toma de decisiones de forma más racional.

Publicado en Histórico Noticias
Foto de El bilingüismo repercute de forma distinta en el cerebro según la edad
Estudiantes-grado-INEAprender idiomas tiene una serie de ventajas que no sólo se traducen en poder comunicarse con otra persona en una lengua extranjera, viajar, estudiar en otro país… sino que también tiene efectos en el cerebro.

 

Quiero ser bilingüe. Ver cursos



Ver cursos de Enseñanza y Traducción bilingüe



Cursos de Idiomas online


 

Y es que el aprendizaje de un idioma afecta a los dos hemisferios del cerebro, aunque de forma desigual. De hecho, el lado derecho es más emocional, creativo y social, mientras que el izquierdo es más analítico, lógico y racional, teniendo más relevancia esta parte en la etapa adulta.

 

La incidencia del bilingüismo es diferente según la edad. No es lo mismo aprender dos idiomas cuando se tiene dos años o menos, momento en que las zonas del cerebro aún no están plenamente desarrolladas, a hacerlo en la juventud con un grado de desarrollo intermedio, o en la madurez.



Ver cursos de Enseñanza/Traducción de idiomas

 

Por ejemplo, en el caso de un niño, en el que ninguno de los dos hemisferios está totalmente desarrollado, tiene un papel más relevante el lado derecho al abarcar el lenguaje actividades creativas para construir las frases, aunque también tiene un componente racional al aplicar normas gramaticales, que redundan en un control del lado racional.

 

Por el contrario, cuando el bilingüismo se produce en la vida adulta, el resultado es que esa persona toma menos riesgos y se adoptan soluciones más racionales y lógicas al emplear el lenguaje no nativo, como se explica en este vídeo de TED-Ed del que se hace eco Gizmodo:

 



 

El gen de los idiomas

 

Además de estas particularidades, el aprendizaje de idiomas también presenta otra serie de beneficios como una mayor densidad de la materia gris en las zonas del cerebro implicadas en el bilingüismo, así como el retraso en la aparición de enfermedades como el Alzheimer. También se consigue tener un cerebro más sano y que presenta una mayor capacidad de gestionar las emociones y la razón.

 

Ver cursos relacionados con el cerebro

 

Son beneficios que no se aprecian por igual en todas las personas, aunque siempre se dice que cualquiera puede aprender un idioma y hacerlo a cualquier edad. La razón no es otra más que la capacidad de habla tiene un componente genético.

 

Esta relación se explica por el gen FOXP2, que fue identificado por neurobiólogos en la década de los 90 a través del estudio de una familia británica en la que tres generaciones tuvieron graves problemas de habla.

 

El estudio permitió establecer una relación entre este gen y el lenguaje, ya que los 15 miembros de esta familia compartían una mutación heredada de este gen, que es fundamental en los procesos de producción del lenguaje en el cerebro tanto a nivel cognitivo como físico.

 

Investigaciones posteriores de la Universidad de Texas llevadas a cabo con humanos y otras especies han permitido constatar la relación entre este gen y la capacidad de aprender idiomas, como publica Anne Merritt en The Telegraph. Una asociación que se encontró en la misma variación genética de este gen que se había conectado anteriormente con el deterioro del lenguaje hace casi dos décadas.

 

La investigación, que se publicó en el mes de mayo en la revista Journal of Neuroscience, se realizó con un grupo formado por 204 personas, quienes tuvieron que escuchar sonidos de habla desconocida y categorizarlos. Posteriormente, se les tomaron muestras de saliva. El análisis de las diferentes pruebas llevó a que los investigadores detectaran que quienes tenían una cierta variación del gen eran más rápidos y precisos al hacer las tareas lingüísticas.

 

Pese a estas conclusiones, los investigadores no han podido dar enfoques específicos para conseguir dominar un nuevo idioma, puesto que en su aprendizaje intervienen varias partes del cerebro que trabajan conjuntamente.

 



También te pueden interesar:

Cursos de Idiomas + Trabajo

Idiomas en el extranjero

 

 

Más información:

 

Gizmodo

 

The Telegraph

 

Noticias relacionadas en aprendemas.com:

 

¿Por qué las personas bilingües aprenden más fácilmente un tercer idioma?

 

La lectura de labios como estrategia de los bebés bilingües para aprender dos idiomas

 

El idioma como herramienta de trabajo: oportunidades para lectorados en el mundo

 

El español ya tiene su certificado universal a punto