El 57% de los trabajadores reconoce que sufre síndrome postvacacional

El perfil del trabajador afectado es el de una mujer española, de entre 25 y 29 años y con estudios universitarios.

Según un estudio elaborado por Randstad, empresa especializada en recursos humanos, el 57% de los trabajadores reconoce que sufre el síndrome postvacacional, es decir, tiene dificultades a la hora de adaptarse de nuevo al empleo tras su periodo de descanso y padece una pequeña depresión que se manifiesta a través de distintos síntomas como irritabilidad, tristeza, insomnio, dolores de cabeza, alteraciones en el apetito o desmotivación, que se superan en pocos días.


 


El estudio, llevado a cabo sobre una muestra de 1.593 personas por toda la geografía española durante el mes de agosto, señala asimismo que el perfil del afectado es el de una mujer, española, de entre 25 y 29 años y con estudios universitarios. Y es que las mujeres consultadas afirman haber sufrido este síndrome en un 63% de ocasiones, frente al 51% de los varones.


 


Sin embargo, los menores de 25 años reconocen en su mayoría que no sufren este síndrome (53%). Del mismo modo, a partir de los 45 años, parece más fácil volver con normalidad a la rutina diaria, ya que casi la mitad de los consultados –el 49%- reconoce que no sufre estos síntomas.


 


Asimismo, y según los datos del estudio, volver al trabajo después de las vacaciones afecta más a aquellos que tienen mayor nivel educativo. En este sentido, las personas con estudios básicos afirman por una ligera mayoría que no les cuesta volver al trabajo tras su periodo de descanso (un 52%), pero a partir de este punto, apunta el estudio, “aumentan no sólo la complicación de las tareas, sino las responsabilidades de los puestos y, por tanto, la dificultad para volver al trabajo”. Una explicación de este resultado, continúa el documento, “estaría en la capacidad que tienen los trabajadores de desconectar. A menor contacto con la empresa, más facilidad para desconectar y más facilidad para regresar al puesto de trabajo al 100%”.


 


Por último, en cuanto a nacionalidad, destaca el estudio que los españoles parecen tener más dificultades para regresar a su empleo que los extranjeros, un 60% frente a un 46%, respectivamente.


 


Los más afectados por el síndrome tardan más en recuperarse


 


Por otra parte, el estudio de Randstad refleja que un tercio de los consultados necesita entre dos y tres días para superar los síntomas de este síndrome. En concreto, un 21% de los trabajadores encuestados dice que padece estos síntomas un día; el 35% afirma que necesita dos o tres días para superarlo; un 29% admite que al menos necesita una semana; y el 15% precisa de más de 7 días para que desaparezca el síndrome.


 


Por lo que se refiere a las mujeres, dado que se trata de un grupo más afectado por el síndrome postvacacional, necesitan de media más tiempo que los varones para recuperarse, en parte motivado porque tienen que compatibilizar una vida laboral y personal intensa. En este sentido, un 16% tarda más de una semana, un 29% necesita una semana, un 36% entre dos y tres días y sólo un 19% necesita un día. Los hombres, en un 47% tardan menos de tres días y sólo un 14% necesita más de una semana.


 


Los jóvenes son los que demuestran signos más rápidos de recuperación, ya que un 26% de menores de 25 años reconoce que tarda tan sólo un día, mientras que los profesionales de entre 25 y 29 años muestran sus problemas con la vuelta al trabajo y es que un 35% necesita 2 o 3 días y un 33% necesita al menos una semana.


 


En cuanto a formación, de nuevo, a mayor nivel educativo, más dificultad en superar el síndrome postvacacional. En el caso de los universitarios, un 19% necesita más de una semana para recuperarse y un 34% una semana completa. Los titulados de FP tardan en un 59% menos de tres días. Un 42% de titulados en Bachillerato necesitan entre dos y tres días. Y un 59% de personas con estudios básicos necesitan menos de tres días. Esto se podría explicar, señalan desde Randstad, “en base a que a mayor formación, mayor responsabilidad y complicación de tareas y mayor dificultad para retomar todos los temas”.


 


Finalmente, por lo que se refiere a nacionalidad, un 29% de extranjeros necesita tan sólo un día y un 40% necesita dos o tres para superar este síndrome, mientras que, en el caso de los españoles, un 16% necesita más de una semana, un 31% precisa de una semana y un 34% tiene que estar dos o tres días trabajando para recuperarse de esta patología.


 


El síndrome difiere por comunidades autónomas


 


Además, el documento indica que las comunidades donde más se sufre el síndrome postvacacional son Baleares (80% de los encuestados), La Rioja (70%), Madrid (63% de los profesionales consultados), Cataluña (63%) y País Vasco (61%).


 


Por el contrario, las comunidades donde los trabajadores regresan con mayor normalidad a sus puestos de trabajo son Castilla-La Mancha (donde sólo el 23% de los encuestados reconoce haber sufrido de síndrome postvacacional), Cantabria (también con un 23%), Murcia (30%), Asturias (48%) y Castilla y León (con el mismo 48%).


 


Asimismo, existen diferencias entre comunidades en cuanto al tiempo que los trabajadores necesitan para superar el síndrome postvacacional. De este modo, en Andalucía, el 34% tarda entre dos y tres días en superarlo y sólo un 9% necesita más de una semana. Por su parte, un 28% de aragoneses necesita tan sólo un día para superar la vuelta a la rutina y un 31% entre dos y tres días. La mayoría de los asturianos necesita de una semana para superarlo (42%).


 


En Baleares, los trabajadores afectados por el síndrome necesitan de media dos o tres días para afrontar la vuelta a la oficina. En el caso de los canarios, éstos reconocen en un 53% que sufren el síndrome postvacacional, pero se recuperan pronto: un 32% lo hace en un solo día y un 36% en dos o tres días. En Cantabria un 33% de los trabajadores necesita más de una semana para superarlo, y en Castilla y León lo superan en un 41% en menos de tres días.


 


Por otra parte, en Castilla-La Mancha el porcentaje más alto (43%) corresponde a los que necesitan de dos o tres días para superar la vuelta al trabajo. Un 16% de catalanes reconocen que han experimentado en alguna ocasión el síndrome postvacacional. Aquí, un 16% precisa de un día para superarlo, un 38% entre dos y tres, un 28% al menos una semana y un 18% más de una semana.


 


En la Comunidad Valenciana un 17% lo supera en un día y un 42% en dos o tres días. El 40% de los gallegos precisa de al menos una semana para que desaparezcan los síntomas. Los trabajadores de La Rioja necesitan en la mayoría de los casos dos o tres días para trabajar con normalidad. En Madrid un 23% de consultados necesita un día para superar el síndrome, un 30% dos o tres, un 31% una semana, y un 16% más tiempo. En Murcia la mayoría necesita de tan sólo un día para volver a trabajar con normalidad y en Navarra la mitad de los consultados por Randstad precisa de dos o tres días para superar la vuelta a la rutina (50%). En el País Vasco, la vuelta a la normalidad se hace de forma escalonada: un 7% necesita un día, un 42% entre dos y tres días, un 37% una semana y un 14% más de siete días.


 


Por último, Randstad recoge en el estudio algunas recomendaciones para que la vuelta al trabajo sea más llevadera. Así, aconseja tener una mentalidad positiva; tener una comunicación fluida con los compañeros al volver al puesto de trabajo;  llevar a cabo una planificación de tareas estableciendo un orden de importancia;  tratar de no volver de las vacaciones y trabajar al día siguiente; y comenzar a trabajar de forma paulatina estructurando de manera progresiva las responsabilidades.


 


 


*  *  *  *


 


 


Más información:


 


Randstad


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com:


 


“El verano se convierte en una maldición cronológica para aquellos que buscan trabajo”


 


1 de cada 4 trabajadores no se desconecta de la oficina en sus vacaciones


 


El salario sigue siendo lo más valorado a la hora de buscar empleo


 


Diez argumentos a favor la jornada continua en verano


 


Los españoles trabajan más horas que el resto de los europeos pero son menos productivos


 


Más noticias de Educación, Formación y Empleo publicadas en a+