Menu
¡Llama gratis! 900 831 816
Pedir información

Diez consejos para aprovechar al máximo las prácticas de verano

Conseguir prácticas es la oportunidad para desarrollar lo aprendido y encauzar la trayectoria laboral. Pero para sacar el mayor provecho de este periodo es necesario exprimirlo al máximo.

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Diez consejos para aprovechar al máximo las prácticas de verano
Estudiantes-grado-INEHas conseguido prácticas, lo cual es un auténtico logro. Sabes que este periodo puede resultarte muy útil para tu inmersión en el mundo laboral. Sin embargo, de ti depende que sea un periodo realmente fructífero, un puente para tu futuro profesional. Aquí tienes diez consejos para que aproveches al máximo tus prácticas de verano.

 

Ver cursos con prácticas

 

Aprende de los demás. Durante tus prácticas encontrarás gente que no demuestre interés por ti, pero también tendrás compañeros dispuestos a ayudarte. Pégate a ellos, toma nota de su forma de trabajar, y aprende.

 

Escuchar es importante. Saber escuchar es casi tan importante como saber estar. Descubrir qué es lo que quieren exactamente de ti resulta clave para poder ofrecerles lo que están buscando.

 

Aprovecha para hacer contactos. Relaciónate con tus compañeros, porque nunca sabes quién, en un futuro, va a acordarse de ti o necesitar de tus servicios. ¿Qué tal si les propones ir a tomar algo al acabar la jornada laboral?

 

Pregunta lo que no te quede claro. Preguntar y querer saber más, o interesarte por todos los detalles que te permitan hacer un buen trabajo ofrece muy buena imagen de ti. Deja atrás tu inseguridad y pregunta todo aquello que no sepas para poder optimizar tu paso por la empresa.

 

Demuestra entusiasmo.Eres el nuevo y probablemente te sentirás observado con lupa. Mantén una actitud cordial, participativa, abierta y positiva. Muestra iniciativa e ilusión por trabajar. El entusiasmo te abrirá muchas puertas.

 

Trabaja como el que más. Que estés en prácticas no significa escaquearte del trabajo o hacer menos que los demás. Si lo ves oportuno, pide más trabajo e intenta hacerlo con profesionalidad. Es mucho mejor que se te vea como parte integrante de un equipo que como una persona que está de paso.

 

Ofrécete a ayudar. Habrá momentos en que los demás necesiten ayuda, y ése es el momento perfecto para ofrecerte voluntario. Seguramente te asignarán diferentes tareas en tu estancia, pero mantente siempre atento para detectar en cuáles te pueden necesitar.

 

Lanza propuestas. A medida que vayas aprendiendo cómo funciona la empresa y el departamento al que te han asignado podrás lanzar nuevas propuestas. Si puedes, demuestra cuánto vales teniendo iniciativa.

 

Todo facilidades. No pongas problemas en horarios o tareas, lo que no significa dejarse explotar. Piensa que las prácticas son una carta de presentación y la oportunidad perfecta para encontrar un trabajo. Muéstrate como profesional, incluso cuando tengas que hacer valer tu opinión.

 

Gánate su respeto. Ser becario puede que signifique que te falta experiencia, pero demuéstrales que tu trabajo puede ser tan bueno como el de cualquiera. Es tu turno para demostrar lo que vales. Pon toda tu energía en hacer las cosas bien y haz que te valoren, sin dejarte pisar.

 

Por último, una vez que termines el periodo de prácticas no olvides mantener tus contactos, contactándolos periódicamente. También puedes pedir una carta de recomendación a tu supervisor de prácticas, que puede resultarte útil en un futuro.

 

 

¡Sigue a aprendemas.com en FacebookTwitterTuenti y LinkedIn!

 

 

 

Contenidos relacionadas en aprendemas.com:

 

Prácticas: ensayo general previo al trabajo