Menú
¡Llama gratis! 900 264 357

Buscar empleo, trabajar duro y formación, receta de los niños para salir del paro

El deporte y la educación son las dos áreas más atractivas entre los niños españoles para desarrollar su actividad profesional. Futbolistas para ellos y maestras para ellas son sus profesiones elegidas. Una elección en la que no se tiene en cuenta la

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Buscar empleo, trabajar duro y formación, receta de los niños para salir del paro
Estudiantes-grado-INEEl 31,8% de los niños quiere ser deportista y, sobre todo, futbolista, siendo la preferida por el 21% de los niños, mientras que las niñas se decantan en su mayoría por trabajar en actividades relacionadas con la educación, una opción que es la elegida por el 22,8% de las niñas, siendo dentro de este campo la profesión de maestro la más elegida con el 22,3%, según la VII Encuesta Adecco-Fundación Adecco ‘¿Qué quieres ser de mayor?’. [Ver cursos de Deporte profesional y de Magisterio]

 

Estas son las principales vocaciones profesionales de los niños que ponen de manifiesto las diferencias existentes entre sexos y lo que realmente es importante para ellos en el terreno laboral: los niños optan por el reconocimiento profesional y las niñas por la benevolencia y la ayuda a las demás.

 

Una preferencia que sigue estando presente en el resto de profesionales elegidas tanto por los niños como por las niñas. Así, los niños, además de ser futbolistas, también quieren ser miembro de las fuerzas de seguridad con profesiones como policía, bombero o militar, opción que eligen en el 89,2% de los casos. La tercera profesión más elegida por los niños es la de profesor, que es la opción apuntada en el 7,9%,seguida de la de médico con el 5,7%y la de arquitecto que con el 4,6% entra en el ranking de las profesiones preferidas en lugar de la de ingeniero que ha dejado de estar en las primeras posiciones este año.

 

Por su parte, las niñas, tras la profesión de maestra o profesora, quieren ser veterinarias en un 11,8%, doctoras con el 10,5%, peluqueras con el 4,9% y diseñadoras, profesión esta última que es la opción elegida por el 4,3%. Un porcentaje que supone un incremento del interés de las niñas por esta actividad profesional en detrimento de otras profesiones como la de abogado, que desaparece del ranking.

 

A pesar de estas diferencias en la preferencia de las profesiones entre niños y niñas, ambos coinciden en no seguir los pasos profesionales de sus progenitores. De hecho, tan sólo el 4,3% de los niños manifiesta su intención de continuar con la profesión de sus padres, porcentaje que refleja una caída del 0,3% en relación al año anterior.

 

No obstante, dentro del porcentaje que sí quiere continuar con la profesión de sus progenitores, cabe destacar que es una elección que señalan más los niños que las niñas: un 5,4% frente al 3,2%. Ahora bien, a la hora de seguir los pasos de sus progenitores, los niños quieren realizar la misma actividad que sus padres, mientras que las niñas se decantan por la profesión de sus madres.

 

Entre estas profesiones destaca la de profesor, que es la elegida por el 43,9% de los niños, seguida de la de informático con el 9,7% y la de empresario con el 4,8%. En menor medida se apuntan otras profesiones como psicólogo, ingeniero, banquero, mecánico o carpintero.

 

Seguramente, en esta intención de continuar con los pasos profesionales de sus progenitores influye la percepción de los niños de que sus padres son felices en el trabajo. Una opinión que en el estudio de Adecco manifiestan el 82,3% de los niños.

 

Y, para ser felices en el empleo, según los niños lo más importante es disfrutar del trabajo que se realiza de acuerdo con la opinión mostrada por el 35,6% de los niños, además de tener un buen ambiente laboral (28%) y un buen salario (12,7%).

 

Sobre los puestos que quieren ocupar una vez se incorporen al ámbito laboral. Los niños lo tienen bastante claro. El 50% quiere llegar a ser jefe, mientras que tan sólo el 14,4% opta por tener menos responsabilidades, aunque esa posición suponga un puesto inferior. Es reseñable que el 35,6% no muestra ninguna preferencia por ocupar un puesto determinado.

 

Preguntados en relación a si es más importante el dinero o pasar tiempo con la familia, los niños vuelven a tenerlo muy claro: el 74,9% elige pasar más tiempo con la familia, mientras que el 13,7% prefiere ganar mucho dinero. Un 9,4% apunta que la situación ideal sería compaginar ambas aspectos.

 

Las diferencias entre sexos vuelven a ponerse de manifiesto a la hora de hablar sobre la edad de la jubilación, siendo idóneo jubilarse entre los 51 y 65 años, según señalan el 41,6% de los niños y el 60,3% de las niñas. Una situación que contrasta con el hecho de que el 20% de los niños que presentan alguna discapacidad no quieren jubilarse nunca porque consideran que el trabajo es un activo vital.

 

Tras esta franja de edad, los niños también consideran que entre los 66 y los 80 años es una buena edad para jubilarse, aunque es una opción que es menos preferida y tan sólo el 19,9% de los niños y el 19,1% de las niñas la señalan. Otra alternativa, aún más minoritaria, es jubilarse entre los 30 y los 50 años. Esta es la opción del 15,8% de los niños y del 15% de las niñas.

 

En menor medida quieren jubilarse antes de los 30 años –lo señala sólo el 3,8% de los niños y el 3% de las niñas-, o con más de 80 años, opción esta última que es la elegida por el 5,5% de los niños y el 2,6% de las niñas.

 

Y una vez llegada la edad de jubilación, los niños quieren dedicarse a su familia. Es la alternativa elegida por el 23,4% de los niños y el 32,9% de las niñas. Cabe destacar que el 12,9% de los niños no saben qué harán porque ven ese momento muy lejano.

 

Otras opiniones mostradas en el estudio por los niños están relacionadas con la pérdida de empleo de sus padres, una situación que reconoce vivir el 17% de los niños con alguno de sus progenitores. En estos casos, los niños consideran que lo mejor que pueden hacer sus padres para salir del desempleo es buscar un trabajo, según el 44,6%, seguido de trabajar duro, respuesta que respalda el 31,9%, y de tener una buena formación, que señala el 10,2%.

 

Entre los consejos aportados por los niños también se hallan recomendaciones para salir de la crisis. El 22,8% considera que se puede salir de esta situación creando más empleo, mientras que el 12,2% considera que no hay que malgastar y el 7,8% cree que hay que ahorrar. También apuntan a la conveniencia de bajar los precios, lo hace el 6,8%, y de repartir de forma más justa la riqueza (el 5,2%).

 

 


¡Sigue a aprendemas.com en Facebook, Twitter, Tuenti y LinkedIn!

 

 

 



Más información:

 

Adecco

 

Contenidos relacionados en aprendemas.com:

 

Los niños también se preocupan por el empleo de sus padres y son críticos con la política

 

El paro continúa siendo la principal preocupación de los españoles

 

La principal preocupación del 45% de los trabajadores es no perder su empleo

 

Ser optimista, un valor importante para conseguir el primer empleo