Menú
¡Llama gratis! 900 264 357

Arrancan las negociaciones para desbloquear la parálisis financiera de las universidades valencianas

Tras un año de incertidumbre, la Generalitat Valenciana y los presidentes de los consejos sociales de las cinco universidades públicas de la región se han sentado a negociar lo que será su nuevo plan financiero plurianual. Su primer objetivo: llegar

Publicado en Histórico Noticias
Foto de Arrancan las negociaciones para desbloquear la parálisis financiera de las universidades valencianas

A la espera. Tal es la situación de las universidades valencianas cuyos rectores miran con recelo las negociaciones que se están desarrollando para dotar a estas instituciones públicas de un nuevo sistema de financiación. Negociaciones que se presume que no estarán exentas de dificultades, ya que, en principio, no cuentan con el apoyo de los máximos dirigentes de estos centros (los rectores) sino con el de los consejos sociales.


 


Precisamente, son los presidentes de los consejos sociales de las cinco universidades públicas de la Comunidad Valenciana, los que se reunieron hace pocas fechas con el secretario autonómico de Universidad, Emilio Barberá, para dar comienzo a las negociaciones que deben desembocar en la aprobación del presupuesto de cada centro de cara al año 2009.


 


Tal y como se advierte desde de la Generalitat Valenciana, el proceso va a ser largo. Tan largo, que es más que probable que se prolongue durante todo 2008. El objetivo final es alcanzar un consenso que no sólo de respuesta a las necesidades financieras de las universidades, sino que marque el camino a seguir para alcanzar la tan ansiada convergencia con Europa.


 


Si bien éste es el objetivo final, el proceso está aun en pañales. De hecho, algunas de las universidades aun no han planteado sus propuestas financieras para el año que viene. Lejos de ver esto como un problema, para Barberá, esto es muy razonable ya que “la adaptación de la estructura académica a la convergencia europea es prioritaria y muy complicada".


 


A pesar de esto, desde la Generalitat Valenciana se quiere lanzar un mensaje de tranquilidad. El primer paso, según el secretario autonómico de universidad, consistirá en conocer las necesidades reales de cada centro, y el segundo, “ver las necesidades comunes” del sistema universitario valenciano.


 


Los rectores se unen contra la Generalitat


La polémica entre los rectores de las universidades valencianas y la Generalitat arranca a principios de 2007. En aquel momento, los rectores de las cinco universidades públicas alzaron su voz de forma conjunta para expresar su preocupación ante la falta de noticias sobre el inicio del proceso de financiación plurianual. Además denunciaban que el gobierno valenciano todavía les debía no habían recibido parte de la subvención correspondiente al año 2007.


 


A principios de 2008, los cinco rectores rechazaron en pleno la propuesta de financiación que les traslada la Generalitat ya que según lsus declaraciones, el Consell intenta imponerles “un recorte de fondos de cien millones de euros”. Además amenazan con dimitir en bloque si el gobierno valenciano no se aviene a cambiar su postura. La reacción de la Generalitat en ese momento es doble: por un lado se intenta tranquilizar a los rectores, asegurándoles que les dará todo lo pactado para el año 2007 pero, por el otro, prescinde de ellos a la hora de negociar el presupuesto para el año 2009, sustituyéndolos por los presidentes de los consejos sociales.


 


Los consejos sociales de las universidades han ganado importancia en los últimos años. Inspirados en la Ley Orgánica de Universidades (LOU) que impulsó en 2001 el Partido Popular, son los encargados de dar el visto bueno al presupuesto final de estos centros educativos. Hasta ahora, la relación entre rectores y presidentes ha sido cordial, y la firma del presupuesto no ha pasado de ser una simple formalidad.


 


Contenidos relacionados en Aprendemas.com


 


Aumenta la polémica por la creación de la universidad virtual valenciana


 


La Comunidad Valenciana destina 3 millones de euros en becas para estudios universitarios


 


Valencia apuesta por la investigación