Menú
¡Llama gratis! 900 831 816

2005, año clave para la Enseñanza Superior

El año que acaba de empezar será clave para el proceso de convergencia europea en Enseñanza Superior. Sin embargo, los rectores no están de acuerdo con el sistema de financiación actual y algunos colectivos, como los ingenieros técnicos, no aceptan l

Publicado en Histórico Noticias
Foto de 2005, año clave para la Enseñanza Superior

Las instituciones que dirigen la Enseñanza Superior en nuestro país tienen ante sí dos retos de gran calado para 2005. Por un lado, la reforma de la Ley Orgánica de Universidades, sobre la que la ministra María Jesús Sansegundo ya adelantó las primeras líneas en la reunión del Consejo de Coordinación Universitaria del pasado 16 de diciembre.


 


El segundo aspecto son los cambios en la estructura y las reglas de funcionamiento de las titulaciones universitarias, tanto de lo que todavía se conoce como primer y segundo ciclo, como de las de postgrado. El primer hito en este proceso no debería tardar en llegar; se trata de los Decretos de grado y postgrado, que el Gobierno debería presentar para su aprobación en el Congreso en enero o febrero si quiere cumplir con el calendario.


 


Estos decretos recogen los cambios que deben hacerse en la estructura de las titulaciones de Enseñanza Superior. Atrás quedarán términos como diplomatura, o licenciatura. En el Espacio Europeo de Educación Superior existirán los títulos de Grado (tres o cuatro años en la mayoría de los casos), de Máster, y de Postgrado, de ahí los nombres de los dos decretos (grado y postgrado.


 


Según la ministra, el catálogo de titulaciones de Grado estará listo el 1 de mayo de 2005, y a partir de ese momento cada universidad podrá empezar a trabajar en su proceso de implantación o adaptación. Sin embargo, es necesario aclarar que una vez aprobado el Decreto de Grado y diseñado el catálogo de carreras, será necesario tramitar en el Congreso un Decreto por cada una de las titulaciones, lo que hará imposible en la práctica que empiecen a impartirse en el curso 2005-2006. De hecho, se espera que la implantación de las nuevas carreras no empiece hasta el año 2007.


 


No ocurrirá lo mismo con los nuevos títulos de postgrado, que no tienen ese requisito legal, por lo que puede ocurrir que algunas universidades empiecen a ofrecer nuevos tipos de doctorado o algún máster con el marchamo “oficial” ya en otoño de 2005. A este hecho aludía el presidente de los rectores, Juan Vázquez, en la reunión del pasado día 16, al afirmar que “puede dar la sensación de que empezamos la casa por el tejado”.


 


A un calendario bien definido, se le ha añadido además una partida de 6,6 millones de euros en los Presupuestos Generales para 2005. Sin embargo, la financiación aparece como uno de los problemas. El propio Vázquez, también rector de la Universidad de Oviedo, ha declarado que los rectores no consideran suficiente la cifra, y abogan por un Pacto de Estado de Financiación del sistema educativo y científico que incremente sus recursos, y en el que participen el Gobierno, las comunidades y las universidades. El rector de la Universidad de Valencia, Francisco Tomás, ha hecho hincapié en que el modelo de financiación sea estatal, aunque luego fueran las comunidades las encargadas de su distribución y aplicación.


 


El problema de la financiación tiene como uno de sus puntos clave el hecho de que el 75% de las universidades presenta déficit en sus cuentas. Para el análisis del actual modelo y el desarrollo de cambios se creó el 1 de diciembre la Comisión de Financiación de las Universidades Públicas.


 


Por otro lado, unos 7.000 estudiantes de ingenierías técnicas según datos de los organizadores, se manifestaron el mismo día 16 de diciembre para protestar por los efectos que la nueva titulación de grado tendrá sobre su carrera. Los futuros ingenieros técnicos consideran que la redacción del nuevo marco legal supondrá un perjuicio para el valor de su título a nivel europeo, y temen que para que su grado sea aceptado en Europa se vean obligados a realizar un master.


 


En definitiva, el camino hacia un marco común de títulos europeo está en pleno apogeo en nuestro país pero, como todo proceso complejo, se encuentra con las primeras dificultades. Se aprecia sin embargo un amplio consenso entre la Administración y los agentes encargados de la gestión universitaria, por lo que con toda probabilidad, antes de 2010 se hará realidad un sistema homogéneo que promueva oportunidades de trabajo para los estudiantes, y una mayor competitividad internacional del sistema de educación europeo.


 


 


Enlaces de interés:


 


Decreto de Grado


 


Decreto de Postgrado


 


Ministerio de Educación y Ciencia


 


Ley Orgánica de Universidades (LOU)


 


Consejo de Coordinación Universitaria (CCU)


 


Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE)


 


Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (ANECA)


 


Otros textos relacionados en Aprendemas.com:


 


Europa camina ya hacia un sistema común de postgrado


 


El Gobierno analiza la convergencia universitaria con Europa


 


Arrancan en Jerez los trabajos para regular los títulos de postgrado


 


La LOU pisa el acelerador: Especial Claves 2003


 


La Ministra de Eduación anuncia reformas en la Ley de Universidades


 


Zapatero reafirma ante los rectores sus compromisos con la Universidad


 


Más dinero para becas e investigación en los Presupuestos de 2005


 


El gobierno del “cambio tranquilo” llega comprometido con la Educación Superior


 


Zapatero propone que dos de cada cinco alumnos tengan beca


 


Zapatero expone sus compromisos en materia de educación


 


ZP: el presupuesto de Educación crecerá un 7,3% en 2005


 


Educación Permanente: un desafío para la próxima legislatura


 


La calidad y financiación en la Universidad a debate


 


Más Noticias de Formación, Educación y Empleo publicadas en a+